Municipios

Peatonalización de la plaza Vasco de Quiroga en Pátzcuaro, causa descontento entre la población
Armando Martínez Jueves 28 de Febrero de 2019
A- A A+

Pátzcuaro, Michoacán.- No obstante las voces de protesta de algunos sectores de la sociedad, en cuanto al cierre de la plaza vasco de Quiroga a la circulación vehicular los fines de semana, el presidente municipal, Víctor Báez Ceja, aseguró que con la peatonalización de la plaza, prevista a realizarse únicamente los domingos, se mejora la calidad de vida en el Centro Histórico y se fortalece la identidad cultural de la comunidad.

La peatonalización como política pública, sostuvo el alcalde, se entiende como un proceso mediante el cual las calles habitualmente ocupadas por el tránsito vehicular son habilitadas para el acceso preferente de peatones.

Se peatonaliza la plaza Vasco de Quiroga los domingos ante el descontento de algunos sectores ciudadanos
Se peatonaliza la plaza Vasco de Quiroga los domingos ante el descontento de algunos sectores ciudadanos
(Foto: Armando Martínez)

Esta política conlleva ventajas en materia económica y turística porque se convierte el Centro Histórico en un espacio más atractivo y ambiental, pues disminuye la contaminación que generan los vehículos; estética, porque se aprecia la belleza arquitectónica de los edificios y de la plaza Vasco de Quiroga, asimismo, propicia la sociabilidad y la apropiación del espacio público.

Desde luego, apuntó, esta política pública no es nueva, se viene replicando en ciudades de todo el mundo y busca que la comunidad reconozca, asuma y preserve la herencia cultural que ofrecen ciudades como la nuestra.

Con la peatonalización de la plaza Vasco de Quiroga, prevista para realizarse únicamente los domingos, se recupera, se conserva y se “revitaliza” el Centro Histórico, subrayó.

Finalmente, informó que la peatonalización de la plaza Vasco de Quiroga, así como el nuevo modelo de movilidad, fue diseñado en coordinación con la Delegación de Tránsito del gobierno del estado, con el objetivo de disminuir la ocupación del espacio público y como un intento de fomentar la “reapropiación” del espacio público por parte del peatón –o del ciudadano.