Municipios

La tradición de la 'Lavandera' sigue vigente en Tacámbaro
Rogelio Rico Sábado 8 de Diciembre de 2018
A- A A+

Tacámbaro, Michoacán.- La Comunidad Indígena de Tacámbaro en coordinación con el Seminario Menor llevaron a cabo la tradicional “Lavadera”, que no es más que el lavado de la ropa de la Virgen de la Inmaculada Concepción previo a su fiesta el día de hoy 8 de diciembre, la cual es una tradición que está vigente desde hace más de medio siglo. La intención es que la ropa, tanto el manto como el vestido, estén limpios para el festejo y el significado que se tiene es la pureza de la Virgen.

. La intención es que la ropa, tanto el manto como el vestido, estén limpios para el festejo y el significado que se tiene es la pureza de la Virgen.
. La intención es que la ropa, tanto el manto como el vestido, estén limpios para el festejo y el significado que se tiene es la pureza de la Virgen.
(Foto: Rogelio Rico)

Como ya es una tradición de cada año, el día 7 de diciembre, previo a la celebración de la Virgen de la Inmaculada Concepción, los feligreses viven esta fiesta religiosa que da realce a la Comunidad Indígena. Sobresalen los atuendos de indígenas y peregrinan con las ropas y una pequeña imagen de la Virgen de la Inmaculada.

Luego de la celebración religiosa que tuvo lugar en el templo del Hospitalito, se dio inicio a la procesión que culminó en las instalaciones de la Comunidad Indígena, luego de recorrer las calles Madero Poniente, Revolución y parte del libramiento oriente. Durante el trayecto, la banda de música entonó varios sones que fueron bailados por hombres y mujeres de todas las edades, quienes están arropando esta tradición que es parte de la identidad de la Comunidad Indígena.

La música de banda, el baile, los atuendos indígenas y el portar banderillas de colores, son parte de la fiesta que cada año se realiza y en la que participan feligreses de la Comunidad Indígena y la zona oriente de la Ciudad, así como los estudiantes del Seminario Menor.
Al llegar a las instalaciones de la Comunidad Indígena, la réplica de la imagen de la Virgen es colocada en un nicho, mientras los feligreses bailan, para posteriormente luego de que el sacerdote realiza la bendición del agua, las mujeres proceden a lavar las ropas de la Virgen en una pila.

Enseguida, las ropas se ponen a secar al sol, en ese lapso de tiempo a los asistentes se les obsequia comida cortesía de la Comunidad Indígena, para por la tarde nuevamente regresar en peregrinación a las instalaciones del Templo del Hospitalito, para vestir a la Virgen.
De acuerdo a los participantes, en años anteriores el lavado de la ropa de la Virgen se realizaba en las aguas del río, pero ahora las condiciones no son las adecuadas; siendo la Comunidad Indígena la que hace años donó el terreno en donde se construyó la citada iglesia y el Seminario Menor, que décadas atrás funcionó como hospital las instalaciones de este último.

“Lavadera”,
“Lavadera”,
(Foto: Rogelio Rico)

Beneficios de la federalización de la nómina educativa
Beneficios de la federalización de la nómina educativa
(Foto: Especial)