Municipios

Clausuran dirección del jardín de niños Diego Rivera en Uruapan
Grecia Ponce Miércoles 20 de Junio de 2018
A- A A+

Uruapan, Michoacán.- Quedó clausurada la Dirección del Jardín de niños, Diego Rivera, que ayer miércoles cumplió una semana tomado por los padres de familia, quienes le exigían cuentas claras a la directora, María Eugenia Flores Rendón.

Así permanecerá la oficina hasta el próximo ciclo y los pequeños sólo asistirán a los ensayos para posteriormente tomar parte en la clausura.

Mientras tanto, la directora impugnada, nunca explicó por qué el dinero recabado en el plantel, unos 10 mil pesos al mes por concepto de cuotas y unos 200 pesos diarios de la cooperativa escolar, están en una cuenta de banco a su nombre, según refieren los padres de los alumnos.

Los padres de familia que pedían la destitución de Eugenia Flores quedaron satisfechos con esta primera batalla ganada
Los padres de familia que pedían la destitución de Eugenia Flores quedaron satisfechos con esta primera batalla ganada
(Foto: Grecia Ponce)

Tampoco presentó los estados de cuenta bancarios para demostrar que no ha hecho mal uso de unos 90 mil pesos que los progenitores reclaman pertenecen al jardín de niños que requiere de mejoras y equipo y de los pequeños que necesitan materiales; pero sí llamó a la fuerza pública, en un intento de amedrentar a los que le pedían claridad en el manejo del dinero de la escuela.

Lo que ocurrió ayer miércoles fue que por enésima ocasión se emplazó a la directora del mencionado jardín de niños, del fraccionamiento popular Quirindavara a presentar explicaciones y documentos sobre el dinero que recauda en el plantel.

Como muestra de buena voluntad, los progenitores liberaron el jardín de infantes, a fin de que los pequeños pudieran retomar sus cursos; pero la directora volvió a negarse a presentar los documentos que le requerían y llamó a la fuerza pública, cuando la situación se puso tensa y los padres de familia le dijeron que no la dejarían salir si no daba cuentas.

Al lugar arribaron por lo menos cuatro patrullas de la Policía Michoacán y los presentes reclamaron que los uniformados no acuden, cuando se cometen crímenes, pero sí para intimidar a los ciudadanos.

Los manifestantes hablaron con los policías y les dijeron que no había delito que perseguir; que no entrasen al plantel violentamente, porque asustarían a los niños y les explicaron cuál era la situación, por lo que los elementos se fueron.

Finalmente, como lo ha venido haciendo, la enlace de la zona 06 de preescolar, Águeda Nájar Jiménez, intervino para mediar la situación y calmar los ánimos.

Nájar Jiménez reconoció que la directora no rindió cuentas; anunció que la Dirección permanecerá cerrada hasta el próximo ciclo escolar y que el asunto quedará en manos de las autoridades escolares, en la capital del estado.

Los padres de familia que pedían la destitución de Eugenia Flores quedaron satisfechos con esta primera batalla ganada.