Municipios

Circo Aurelio Atayde pretende desentenderse de las lesiones de una menor en Uruapan
Grecia Ponce Jueves 31 de Mayo de 2018
A- A A+

Uruapan, Michoacán.- El llamado circo Aurelio Atayde pretende desentenderse de las lesiones de una menor y ahora responsabiliza a los padres del accidente que la pequeña sufrió.

Una niña de dos años de edad resultó con fractura de cráneo, luego de caer de las gradas, desde una altura de aproximadamente dos metros. Esto ocurrió el sábado 26 de este mes, pero la semana pasada, recién llegada esta empresa circense a la ciudad, otra menor resultó lesionada. Inexplicablemente el circo no ha sido clausurado.

En el primer caso se trató de otra pequeña que sufrió una descarga eléctrica y que tuvo que ser hospitalizada. Se sabe que la menor tocó una de las figuras que se utilizan para llamar la atención afuera del circo y que al parecer por el mal estado de las instalaciones recibió una descarga.

Una niña de dos años de edad, resultó con fractura de cráneo, luego de caer de las gradas; otra más sufrió una descarga eléctrica
Una niña de dos años de edad, resultó con fractura de cráneo, luego de caer de las gradas; otra más sufrió una descarga eléctrica
(Foto: Grecia Ponce)

El propio padre de la niña informó en su momento que el empresario, en un primer momento se negó a hacerse cargo de los gastos derivados del incidente, pero que finalmente llegó a un arreglo al aceptar pagar los gastos médicos, del hospital popular donde se atendió a la niña.

Por lo que toda al segundo caso en menos de 15 días, en el que una menor resultó herida, la madre de la pequeña de 2 años cuatro meses de edad, Mayra Verónica Juárez Garibay no sólo ha sufrido un calvario por la fractura de cráneo que sufrió la niña, sino porque recibió una mala atención en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

En entrevista grabada explicó que el pasado sábado acudió con su familia en busca de divertirse sanamente y que en un momento determinado la pequeña fue víctima del mal estado de las instalaciones.

Refirió Juárez Garibay que entre cada una de las bancas que forman las gradas hay un gran espacio vacío y que precisamente por uno de esos espacios, la menor cayó desde unos dos metros de altura, quedando desmayada.

Evocó que el personal de Protección Civil Municipal, que fue convocado y que supuestamente hacía guardia en el circo, tardó más de 10 minutos en acudir para prestarle los primeros auxilios y que la pequeña presentaba una gran inflamación en el rostro.

Luego se trasladaron al área de urgencias del IMSS, en donde se negaron a atender a la niña, porque los progenitores no llevaban el carnet, así que la madre tuvo que ir a su domicilio por el documento. Ya con él en la mano aceptaron revisar a la pequeña, a la que le administraron Paracetamol.

La pequeña debería de haberse quedado en observación 48 horas según les dijo el personal médico, pero fue dada de alta a las 24 horas. Dicho personal les dijo que la menor tenía una fisura.

Sin embargo los padres quisieron una segunda opinión y la llevaron a un hospital privado, en donde tras practicarle estudios detectaron una fractura de cráneo.

La niña sigue hospitalizada y la empresa circense no se ha hecho cargo de los gastos. Unicamente pagó algunos medicamentos. Ayer el empresario le dijo a padre que no pagará, pues si la menor se cayó fue por un descuido.

Cabe mencionar que el circo cobra de 150 a 500 pesos en palco y 50 y 100 pesos en gradas.