Escenarios

Artistas lamentan daño a obra del Paseo Escultórico del Bosque Cuauhtémoc
Omar Arriaga Garcés Jueves 18 de Enero de 2018
A- A A+

Morelia, Michoacán.- La destrucción de una de las cinco piezas del Paseo Escultórico del Bosque Cuauhtémoc de Morelia, que apenas el 9 de diciembre había inaugurado la Secretaría de Cultura de Michoacán (Secum), causó indignación entre miembros de la comunidad artística en redes sociales.

Sobre el daño ocasionado a “Tornado de fuego”, escultura de la artista Roxana Cervantes, acaecido entre las 13:00 y las 14:00 horas de este jueves 18 de enero, Azucena Solórzano Ávila, directora del Departamento de Artes Visuales de la institución, expresó que no es mediante la agresión que la sociedad saldrá adelante, sino con educación, sensibilidad y compartiendo con los demás.

Aspecto de la destrucción de una de las cinco piezas del Paseo Escultórico del Bosque Cuauhtémoc de Morelia
Aspecto de la destrucción de una de las cinco piezas del Paseo Escultórico del Bosque Cuauhtémoc de Morelia
(Foto: Especial)

“Inauguramos el 9 de diciembre... Ni dos meses. Considero que primero que nada tenemos que ver con jurídico y esta parte formal. Apenas nos acabamos de dar cuenta y se recoge hoy la otra parte que estaba en el pasto; ahorita está resguardada en el MACAZ (Museo de Arte Contemporáneo Alfredo Zalce)”, expresó.

Dijo que se debe continuar el trabajo de concientización de la gente para que canalice el enojo que siente, a fin de utilizar la creatividad y no fastidiar al prójimo: “Uno trata de envejecer, tratando de compartir... Y qué es lo que sucede. Siempre viene la parte negativa a destruir y a querer borrar y no se vale”, manifestó.

Expuso que en vez de destruir la sociedad debe comenzar una multiplicación para educar y reforzar la parte creativa que hay en todos los seres humanos: “Todos tenemos penas y frustraciones, pero no es agrediendo cómo vamos a salir adelante”.

Manifestó que ya se ha dado parte al Departamento Jurídico de la Secum, que tiene una agenda muy apretada, si bien “Tornado de fuego” y el resto de esculturas de Alfonso Mata, Iveth Ceja, Rocío Sánchez y Antonio Luna, están a resguardo de la comuna capitalina.

“Esto tendríamos que verlo con el Ayuntamiento porque son los que tienen a su resguardo... Tardamos dos años en los permisos precisamente porque es zona protegida, porque la la la; todo esto que se llevó a cabo fue con dinero federal del Congreso.

“Se pidieron todos los permisos habidos y por haber conforme a la ley... Por eso tenemos que verlo con el Departamento Jurídico y todas las instancias que están involucradas. ¿De qué sirve que nosotros nos desgañitemos tratando de hacer cosas y a las primeras de cambio en la torre? ¿Dónde está el compromiso ciudadano y personal?”, cuestionó.

Recordó que fue desde el sexenio anterior cuando se iniciaron las gestiones para un proyecto que, en su calidad de directora, heredó, dándole continuidad sin optar por darle “carpetazo”: “Es parte de la conciencia de seguir adelante con los proyectos, que las cosas sigan, prosperen, se lleven a cabo.

“De hecho, era algo que a mí me tenía mucho muy encantada haber podido concluir, algo en beneficio de los artistas y sobre todo de la colectividad: dar a conocer sus trabajos, porque estamos hablando de que es gente nueva, no es lo mismo de siempre... Es dar a conocer nuevos valores”, manifestó directora del Departamento de Artes Visuales.

En una fotografía que compartió la funcionaria en redes sociales, donde se puede ver la escultura de Roxana Cervantes partida en dos, el historiador Ramón Sánchez Reyna externó: “Esto es un crimen”, en tanto que el artista visual Ramón Merino afirmó: “Lamentable en verdad, ¿y la vigilancia en el bosque? Nula, al parecer”.

Para la gestora y curadora Erandi Ávalos Aburto la situación es “terrible”, mientras que el director de la Casa de la Cultura de Morelia, Jesús del Río Ramírez, comentó: “¡¡Por incapacidad!! Pero, ¿por qué no se suman y construimos juntos, de manera creativa?”. De igual modo, el director del Centro Mexicano para la Música y las Artes Sonoras (CMMAS), con sede también en el Ex Convento del Carmen, indicó que es “una vergüenza”.