Municipios

Llegan mariposas monarca antes de tiempo al norte del continente, señalan especialistas
Ricardo Rojas Rodríguez Jueves 11 de Mayo de 2017
A- A A+

Zitácuaro, Michoacán.- Condiciones climáticas permitieron que las mariposas monarca llegaran más al norte del continente antes de los tiempos normales, lo que no es bueno, porque implicaría que se pierda una generación del lepidóptero y el número total disminuya, afirmó Orley “Chip” Taylor.

Las hembras depositaron cientos y cientos de huevos en las pocas plantas disponibles
Las hembras depositaron cientos y cientos de huevos en las pocas plantas disponibles
(Foto: Ricardo Rojas Rodríguez)

El fundador y director de Monarch Watch, organización de la Universidad de Kansas que se encarga de investigar, cuidar, conservar y monitorear a la mariposa, señaló lo anterior, como resultado de reportes sobre el avance del lepidóptero.

De acuerdo a los reportes publicados por Journey North, Taylor señaló que el regreso a lugares más al norte, esta temporada, ha sido algo sin precedentes. A pesar de que la población en invierno en México fue de sólo 2.91 hectáreas, “relativamente pequeña”, más mariposas se encuentran en lugares muy al norte, dijo.

Explicó que las monarcas se trasladaron a centro de Texas después del 12 de marzo. Avanzaron “a una velocidad rápida hacia el norte y noreste”. Llegaron a Oklahoma antes de tiempo. Después, entre el 7 y 9 de abril se les vio desde Kansas hasta Nebraska. Avanzaron 300 millas (482.803 kilómetros) en 3 días.

Chip Taylor indicó que no recuerda nada comparable a esta expansión, de acuerdo a los registros con que se cuenta. El problema es que las monarcas están por delante del algodoncillo (la planta de la que se alimentan y donde ponen huevos), tanto en Kansas, como en Missouri y Iowa.

Las hembras depositaron cientos y cientos de huevos en las pocas plantas disponibles. Voluntarios ciudadanos procedieron a recogerlos, así como las larvas, para salvarlos de los depredadores.

Sin embargo, sólo se pudieron rescatar 500 huevos y larvas. Los demás fueron consumidos por depredadores. Esto podría implicar, afirmó el investigador científico, la pérdida de una generación de mariposas.

Taylor dijo que en el año 2000 hubo un caso algo similar en Kansas y otros sitios del norte y esa situación “no funcionó bien”. Por ello, apuntó que esta avanzada, antes de tiempo, podría indicar otra declinación, tal y como se vio en aquella ocasión.

Aclaró que es pronto para hacer esa predicción, porque todavía se tendrá que evaluar el número y el momento de la primera generación de monarcas que se trasladan al norte. Si la cantidad es baja, la población declinará, pero si la temperatura en verano es mayor, en 1.5 grados Fahrenheit, se podría compensar la pérdida.