Especiales

La lucha por la autonomía de la Auditoría y de las fiscalías general y anticorrupción
Samuel Ponce Morales Viernes 31 de Marzo de 2017
A- A A+

Morelia, Michoacán.- Mario Armando Mendoza, diputado local de extracción priista, presidente de la Comisión de Gobernación del Congreso del Estado, nos habla de algunas de las fortalezas y debilidades del propio Poder Legislativo.

Sin embargo, se emociona cuando aborda lo que considera será el tema más importante que pueda abonar esta Legislatura local a los ciudadanos michoacanos, un sistema anticorrupción de avanzada.

Mario Armando Mendoza,  presidente de la Comisión de Gobernación del Congreso del Estado en entrevista con Cambio de Michoacán
Mario Armando Mendoza, presidente de la Comisión de Gobernación del Congreso del Estado en entrevista con Cambio de Michoacán
(Foto: Cambio de Michoacán)



Considerado uno de los activos congresistas con mayor trascendencia, sitúa que en ese rubro, en el de anticorrupción, hasta el momento hay armonía, pero delinea algunos aspectos que pudieran quebrantarla.

Una de las fortalezas de la actual Legislatura local, señala, es que está conformada por un grupo plural, donde por primera vez hay distintos partidos políticos pequeños, unos nuevos como el caso de Morena y otros con mayor número de representantes que anteriormente, como es la situación del PT y del PVEM.

Además hay un dato interesante, de los 40 legisladores locales 18 son mujeres, aparte hay perfiles jóvenes y experimentados. Todo lo anterior provoca que haya equilibrios políticos al interior del Congreso del Estado.

En cuanto a una de sus debilidades, sin duda es hacer una verdadera y amplia reforma a la Ley Orgánica congresista, porque “seguimos arrastrando vicios y costumbres parlamentarias que cuando funcionan los acuerdos políticos operan muy bien, pero cuando no, nos vemos muy mal”.

Es necesario hacer esa gran reforma no sólo a los procedimientos para reformar o emitir nuevos marcos jurídicos, sino, por ejemplo, en el caso de la Auditoría Superior de Michoacán, se requiere mayor fortaleza para evitar que quienes cometan irregularidades no sean sancionados.

“Seguimos arrastrando vicios y costumbres parlamentarias que cuando funcionan los acuerdos políticos operan muy bien, pero cuando no, nos vemos muy mal”.


El tejido de la ley anticorrupción



Para él no hay duda, sí hay grandes acuerdos, la Legislatura local podrá presumir una ley anticorrupción de altura, mejor que la de otros estados, “sin duda alguna”.

Ponderó que se está trabajando no sólo en la homologación de nueve ordenamientos de carácter federal, sino en mejorarlos y hasta en crear nuevas leyes sobre el tema.

Estableció que en ese sentido, pero en particular en el caso de la Auditoría Superior de Michoacán (ASM), tendrá facultades muy claras para fiscalizar y sancionar.
Hizo ver que el nuevo sistema estatal anticorrupción, derivado del nacional y mejorado, estará integrado no sólo por servidores públicos, sino por igual por ciudadanos, uno de los cuales lo presidirá.

“Es oportunidad de que los ciudadanos realmente tomen en sus manos el asunto de la transparencia y rendición de cuentas”.

Subrayó que en tanto el órgano fiscalizador del Congreso del Estado verá los delitos considerados no graves, el tribunal administrativo ventilará los que si son delicados.
–Aun así se siente escepticismo ciudadano o un gran porcentaje.

“Sí lo hay y tienen razón, son muchos años donde el tema de la corrupción ha permeado los niveles más altos hasta los niveles más bajos, nadie se escapa, hay algunos que roban mucho, otros poquito, pero lo hacen, al final de cuentas es un delito”.

El tema, reconoce, ha permeado mucho en la sociedad michoacana, pero también es un tema de educación, es un tema de cultura.

Por lo anterior, subraya que primero hay que elaborar un marco legal, que permita dar más soporte, trasparencia y que empiece a rendir frutos.

Sin embargo, acota, paralelamente se debe trabajar en una nueva cultura y en una nueva educación en este tema de corrupción.

Visiones encontradas en el Congreso



–En ese camino, ¿por qué no darle total autonomía a la Auditoría Superior de Michoacán?

“Totalmente de acuerdo y ya hay una propuesta que existe, que sea un órgano autónomo y de igual manera lo que será en su momento la fiscalía contra delitos relacionados con la corrupción, así como la fiscalía general”.

Dijo que al interior del Congreso del Estado hay dos visiones: darles autonomía a las tres instancias citadas, “de la cual yo coincido”, y la que opta por que cuando menos dos sigan dependiendo de algunos de los poderes del estado.

–¿Y cómo ves la disposición para ese tipo de autonomía de tus pares?

“Bueno, siempre hay resistencias, en el caso del PRI he visto que la mayoría coinciden, he visto algunos diputados de los otros partidos que también están de acuerdo, pero no hay una mayoría”.

Sin embargo, el diputado local tiene la esperanza de que sea en favor de la autonomía mencionada, ya que “es el momento de que demos ejemplo claro de que los ciudadanos tengan en su manos estos órganos”.

Mario Armando Mendoza subraya que el próximo mes de julio se deberá cumplir con aterrizar el sistema estatal anticorrupción, “debemos estar armonizados con el federal”.
Mario Armando Mendoza subraya que el próximo mes de julio se deberá cumplir con aterrizar el sistema estatal anticorrupción, “debemos estar armonizados con el federal”.
(Foto: Cambio de Michoacán)


Julio, plazo fatal



Mario Armando Mendoza subraya que el próximo mes de julio se deberá cumplir con aterrizar el sistema estatal anticorrupción, “debemos estar armonizados con el federal”.

De eso, indicó, “no podemos escapar, pero podemos ir más allá; en Michoacán, por todos los antecedentes, debemos ir más allá, debemos ser más claros, más firmes, más trasparentes y por supuesto con mayor autonomía”.

–Evidentemente no sólo habría un parte aguas con la ley estatal anticorrupción, sino también un borrón y cuentas nuevas.

“Siempre se ha hablado, y los que pasaron o que ya se fueron, los que no les hicieron nada, los que disfrutan de lo mal habido, ¿qué va a pasar con ellos? Con las leyes actuales, si hay prescripción de delitos, ahora el Nuevo Sistema Estatal Anticorrupción contempla que se pueden auditar y abrir cuentas que en su momento no fueron fiscalizadas ni auditadas y no importan los años anteriores.

“Y además, si estas cuentas son, aunque fueran auditadas y fiscalizadas, si son vinculadas a un supuesto fraude o procesos pueden ser abiertas en años anteriores. Sí hay una diferencia con lo que estaba establecido anteriormente”.

Fortalezas y debilidades del propio Poder Legislativo

Un conflicto anunciado



Por lo pronto, informa que los diputados locales ya tienen terminada la ley del sistema estatal anticorrupción, el marco jurídico que va a regular todo lo concerniente al tema, pero reconoce que aún no es un dictamen formal.
Sin embargo, no se ventilará ese documento hasta tener todo listo, como es, entre otras, la Ley de Responsabilidades de Servidores Públicos y hasta la Ley Orgánica del gobierno del estado, “seguramente en mayo venidero tendremos todo listo”.

Resalta que por el momento todos los legisladores trabajan en el sistema anticorrupción en forma armónica, pero que no dudaría que habrá una lucha política, un conflicto de carácter político, en la designación del fiscal anticorrupción.

Comentarios