Escenarios

El arte de Christine Renaudat, cuando el periodismo queda corto
Ivonne Monreal Vázquez Viernes 15 de Mayo de 2015
A- A A+

Morelia, Michoacán.- En busca de una nueva forma de plantear una realidad en la que el periodismo se queda corto para expresar lo que se siente frente a la violencia y el olvido, Christine Renaudat incursionó en el terreno del arte con el proyecto de exposición sonora Memorial de voces, que alberga el foro La Mueca hasta el 21 de junio como parte del Encuentro Sonoro Independiente 2015, la cual viajará después al estado de Guanajuato.
Después de muchos años de trabajar en Colombia como periodista y corresponsal de Radio Francia Internacional comentó en entrevista que se percató de que “el periodismo se quedaba corto para expresar lo que se siente frente a la violencia y el olvido.
“No me consideré como una artista al hacer esta exposición, me sentía más bien como una periodista que busca una nueva (para mí: no creo que sea algo nuevo en sí, un proyecto sonoro) manera de decir las cosas y hacerlas sentir a los demás”, explicó.
La exposición propone al espectador, mediante unos auriculares, sumergirse en el tema del conflicto armado en Colombia a través de nueve piezas de carácter documental y seis sonoras que Christine Renaudat compuso con material recabado durante una década: entrevistas aplicadas a víctimas y actores del conflicto y sonidos del ambiente pero propios de la guerra.
El hecho de que Memorial de voces tome una distancia con un trabajo puramente documental, opinó, “permite que, por ejemplo, en México, donde hay también mucha violencia, la gente pueda identificarse con el relato”, y consideró que hoy, en México, “el arte tiene una gran capacidad de expresar cosas de la realidad que molestan”.
Antes de 2012 y de la producción de Memorial de voces, refirió que se dedicaba de lleno al periodismo, pero ante la experiencia y el recibimiento y reacciones que tuvo, primero en Colombia, donde la exposición viajó a distintas ciudades durante un año, va por su segundo proyecto que aborda el tema de la migración.
Memorial de voces, recordó, fue “muy bien recibida” en Colombia donde “temía algo de rechazo” al ser de origen francesa “pero a la gente eso se le olvida, sólo vienen a escuchar y las reacciones son muy emocionales”.
Desde hace catorce años Christine Renaudat trabaja en América Latina cubriendo todo tipo de temas -entre los menos deportes- y con preferencia a los de derechos humanos y política desde su residencia permanente que es ahora Colombia, indicó.
Sobre el arte y los artistas en la actualidad y los vínculos con su entorno, comentó que “siempre hay y hubo artistas comprometidos con su época, y hay narrativas muy crudas sobre temas sociales o políticos, así como obras más sutiles, más poéticas. Ambas formas son válidas si parten de algo muy sincero, si no están aquí sólo para ‘hacer noticia’.
“Hay también gente que detesta esto: el arte no es un paño de lágrimas ni tiene que ser comprometido y, si es demasiado real, no es arte”, y en su caso describió que “Memorial de voces y otros proyectos que hice después caminan sobre la frontera entre documental y arte, con un filtro estético más o menos delgado”, agregó.