Carlos Enrique Tapia
MIGRACIÓN MÉXICO-EU
El México profundo de la 4T
Miércoles 10 de Julio de 2019
A- A A+

En 1987 fue publicado por primera vez el libro seminal del no menos notable antropólogo mexicano del siglo XX, Guillermo Bonfil Batalla (1935-1991), México profundo. Una civilización negada (SEP/CIESAS, 1987, 1989, Grijalbo/Conaculta, 1990), que muestra descarnadamente las raíces del país que habitamos, pero evadimos.

Miembro de una generación de etnólogos y antropólogos mexicanos que cuestionaron la antropología indigenista y el indigenismo, abrió caminos hacia otra antropología posible. La que puso como protagonista a las civilizaciones indígenas colapsadas por la invasión española, pero a cuyos descendientes sigue vilipendiando el México actual.

Los pueblos indígenas en este país continúan estando entre los más pobres, otros millones de mexicanos son parte de esa población que apenas sobrevive con menos de un dólar diario, y que en conjunto son discriminados, marginados, maltratados, vilipendiados, por su pobreza, color de piel, baja escolaridad, entre otros factores.

Detalle de la portada de
Detalle de la portada de "Una civilización negada", Grijalbo/Conaculta.
(Foto: Especial)

Acorde con el Coneval, son más de 50 millones de mexicanos, aunque otros datos elevan la cifra a 60-70 millones de compatriotas. Indígenas unos, mestizos –término que uso como descriptor, pues no es una categoría social, sino racial y biológica-, afromexicanos y otras minorías, son el universo al que apela AMLO.

La celebración del 1 de julio de 2019, que llenó el Zócalo de la Ciudad de México de nuevo a un año del triunfo histórico de AMLO, fue pretexto –otra vez- para vilipendiar a sus seguidores: acarreados, nacos, chairos, ignorantes. Pero el numeroso contingente fue más que plural en términos de clase, origen étnico, religioso, color de piel.

Como quiera, AMLO sabe que gran diversidad de mexicanos lo apoya casi incondicionalmente, pero apela más a aquellos que en los últimos 30 años fueron sumidos en la ignominia por el neoliberalismo y sus secuelas corruptas y depredadoras. Salinas, Zedillo, Fox, Calderón, Peña Nieto, administraron la pobreza, jamás buscaron aminorarla.

En el capitalismo, la acumulación de capital implica el despojo, proletarización y la creación de un ejército de reserva laboral, por lo que el Estado debe paliar esa situación, pero para el neoliberalismo y el capitalismo salvaje esas mayorías son prescindibles y condenadas a su condición de miserables, pues el pleno empleo siempre será una utopía.

La frase “por el bien de todos, primero los pobres”, no es simple retórica como se vocifera. Para AMLO el bienestar de esas mayorías, sin intermediarios, aunque lo acusen de estar construyendo clientelas electorales, es primordial. Repartir, al menos algo de la riqueza, es fundamental. No es populismo en un país donde han prevalecido corrupción y saqueo.

El populismo de derechas, antes que Trump lo popularizara, la tecnocracia neoliberal en México lo puso en marcha. Prebendas, privilegios, devolución de impuestos, condonaciones fiscales, compras fraudulentas –Fertinal, medicinas, gasoductos- para el uno por ciento de los privilegiados mexicanos fue norma.
Los detractores de AMLO, empresarios, OSC empresariales, corruptos PAN-PRI-PRD y comparsa como MC, comentocracia, medios chayoteros, clases medias y altas, derechistas, ven amenazados privilegios, posición de clase, intereses, poder de decisión, por lo que emprendieron una campaña para socavar el poder presidencial.

Pero no les importa el México profundo y los millones de pobres. Tampoco a quienes desde una columna periodística vilipendian a AMLO. Les importa que perdieron presión, poder, amenaza, intereses creados, para saquear el país y hacer de la corrupción su modus vivendi. No les importa un país que PRI-PAN-PRD hundieron.

El México profundo de AMLO, son todos los pueblos, regiones, estados, que el presidente ha recorrido y conoce cotidianamente, lo que los corruptos y saqueadores de PAN-PRI-PRD-MC jamás. Los millones de mexicanos que sostienen este país son los más vulnerables, marginados, pobres, explotados. Es la nación de la 4T.

Por ello, combatir la corrupción en sus diferentes formas, desmantelar esa mafia del poder (empresarios corruptos, saqueadores y privilegiados con condonaciones fiscales, políticos y empresarios coludidos para saquear el Estado –Pemex, CFE- burocracias privilegiadas, políticos –expresidentes- socavando al poder público) es objetivo central.

Como quiera, el neoliberalismo sigue intacto, al menos en su versión menos saqueadora y corrupta. Algunos miembros de la elite empresarial están cerca de AMLO por simple pragmatismo: apaciguar a las corruptas calificadoras, la BMV, los bancos e inversores adversos a la cancelación del corrompido aeropuerto de Texcoco.

Fuera de este círculo, los empresarios que más se han beneficiado del saqueo y la corrupción de PAN-PRI, financian OSC para atacar legalmente al gobierno democráticamente electo y a cierto periodismo impreso y digital con una agenda golpista, donde las fakenews prevalecen. Usan la libertad de expresión para fines golpistas.

Las conferencias mañaneras de AMLO marcan agenda y relevan información importante, pero también comete errores, aunque los cuestionamientos de que ha sido objeto nunca hubiesen sido atendidos por sus antecesores. Felipe Calderón reprimió a sus cuestionadores y Enrique Peña Nieto los ignoró.
Por ello, el periplo de AMLO por el país, los mítines de Tijuana y el Zócalo, enfurecen a políticos, comentócratas, partidos políticos, clases medias y altas, empresarios, OSC empresariales, pues se centran en ese México profundo, no en los recipiendarios de favores, privilegios y dineros públicos. Los saqueadores y corruptos.

La última y nos vamos:



1. Renuncia el secretario de Hacienda, tercero entre importantes funcionarios de AMLO que lo hace. La paradoja es que de pronto para la comentocracia, que un día sí y otro también orquesta ataques mediáticos y en redes sociales, fue el héroe del neoliberalismo de la 4T. 2. No es extraño que la Iglesia católica celebre a un supuesto exhomosexual y drogadicto que cobra muy caro por difundir mentiras homofóbicas, discriminación y desprecio por las personas de la diversidad sexual. Pero extraña que no se haya enterado que el susodicho fue pillado drogándose de nuevo –circuló en redes sociales un audio donde lo admite- y seguro pronto será exhibido con otro hombre en su cama. 3. Según AMLOVEmetrics de SDPNoticias.com, para 61.2 por ciento de los encuestados hay mano negra en las protestas de ese grupúsculo de la policía federal. Asimismo, 73 por ciento de los mexicanos sigue apoyando al presidente de México, contrastando con un sondeo –supuesta encuesta, con graves problemas metodológicos- de la OSC empresarial México Elige que, en base a Facebook, le otorga un 46 por ciento de apoyo. 4. El Poder Judicial en México sigue perdiendo altura: otorga amparos por doquier a presuntos torturadores, exfuncionarios corruptos, OSC empresariales que buscan el retorno de la corrupción y el saqueo –caso NAIM. Penoso que con tantas prebendas y privilegios no tomen decisiones a favor de la justicia. 5. La CNDH fue creada por Carlos Salinas de Gortari para darle cierto aire de atención a los derechos humanos durante los años dorados del neoliberalismo, pero recordemos que año con año, México recibió malas notas en Ginebra, Suiza, además de ser reprobado en la materia por el Departamento de Estado de Estados Unidos. Hoy se monta interesadamente en la defensa de los derechos humanos para colaborar en el golpismo que inunda el ambiente político mexicano.

Sobre el autor
Antropólogo social, doctor en Historia. Colabora en Cambio de Michoacán desde 1996, con una breve interrupción en 2001-2003. Se especializa en estudios migratorios, en particular la historia y problemática actual de la migración México-Estados Unidos, Michoacán-Estados Unidos, y problemas relacionados con políticas públicas, desarrollo socioeconómico, tendencias políticas y partidistas, participación ciudadana. Por ello dedica también sus columnas a entender y analizar el rumbo social, económico, político y cultural de Michoacán y México en general, desde una perspectiva crítica y ciudadana.
Comentarios
Columnas recientes

El Grito de Independencia y la oposicioncita

Nostalgia y derrotas morales

Subjetividad y racionalidad económica

La atroz violencia

Los odios de las derechas mexicanas

Codicia ilimitada y predatoria

La transición política bajo fuego

Amedrentar a la 4T

Migración mexicana, acuerdo posible, redadas

El México profundo de la 4T

La 4T

Nxivm: una secta trilateral

Un acuerdo posible

Acuerdo México-EEUU, guardería ABC, izquierda bastarda, CNDH

Combatir la corrupción; locura trumpista

El desafío del éxodo centroamericano

Fuegos primaverales

Golpes mediáticos y financieros

Marchar por los privilegiados

Inseguridad y agenda derechista

¿Oposición y contrapesos?

Incertidumbre económica y bienestar

Hombres al borde de un ataque de nervios

Fronteras y caravanas migrantes

¿Postneoliberalismo?

Los falsos debates de la derecha

Encasillamiento, prejuicio y arrogancia

Autonomías

Intermediarios, reguladores y negocios

Feminicidios, intermediarismo

Leer

Venezuela, intervencionismo e ilegalidad

Huachicol, corrupción y tragedia

Trump, obsesiones electorales; huchicol, saqueo neoliberal

2019 ¿el año de la 4T?

Del azoro al odio

Nostalgia por el saqueo neoliberal

La derecha y sus tragicomedias

¿Una nueva época?

Retos y realidades

Polarización y desigualdad

Oportunidades y oportunismos

La furia derechista: medios y redes sociales

Cambio de régimen

Una caravana en crisis

El saqueo neoliberal

Cuarta transformación o transformación de cuarta

Mentiras históricas

Bancarrota, bonanza, crisis o estancamiento

Transitar hacia otros rumbos

Migración México-Estados Unidos

Dos países

Acotar la cuarta transformación: neoliberalismo y contraofensiva

Discrecionalidad, privilegios y estado de derecho

Fin de la fiesta del chayote

¿Rumbo a Morelia?

Rehacer la agenda

Criminalizar la solidaridad, comentocracia traumada

La agenda del nuevo gobierno

Damnificados y ganadores

La última y nos vamos

Ofensiva desestabilizadora 2

Meade, entre la nada y la violencia de género

Anaya, patético y provocador, Meade, la nada

Verdad y justicia

Apología del delito

Anaya, el mitómano

Las mentiras de Anaya y Meade

Arbitrariedad e ilegalidad

Falsos debates, guerras de odio

¿Competencia o guerra?

Migración México-EU peligros para México (segunda parte)

Peligros para México

Viejas nuevas guerras sucias

Migración México-EU

El tufo de la corrupción y una supuesta superioridad moral

Peligros, encuestas e inseguridad

Un sexenio de sangre y corrupción

(Pre)campañas: viejas marrullerías y politiquería

“Acuerdo” de civilidad, autismo intelectual, redes sociales irritantes, corrupción

Feminicidio, Chihuahua, Iglesia católica, Marichuy, Meade y la corrupción

Chihuahua, “países de mierda”, guerra sucia, berrinche

2017: autoritarismo, violencia y corrupción

Vivir en un país ajeno

Amnistía, perdón, justicia o militarización

Meade: simulación e impunidad

Simulaciones predecibles

Corrupción en México

Violencias, miedo y ruptura social

Corrupción, pobreza, alianzas cupulares, feminicidios, rachita, cacería de perredistas

PRD: ¿centro o derecha?

Gabinete, Uber, violencia, PGR, independientes, retórica, ex panistas, remesas

TLCAN, independientes, Uber y otras ¿nimiedades?

Reconstrucción: Negocio y desmovilización ciudadana

El retorno de la ciudadanía

Es el patriarcado, estúpido

Dreamers: sueño diferido

Historias interminables

Por la izquierda o la derecha

TLCAN: ¿Renegociar, modernizar o vuelta atrás

Espectáculos, negocios y narco

La vía México-Estados Unidos contra Maduro

Muerte migrante

¿Fe, esperanza y caridad?

Socavones

Murmullos y persecuciones

Migración internacional: el desfasado optimismo de la OCDE

Desvaríos del autoritarismo

Gobiernos fallidos, democracias fraudulentas

Normalizando la corrupción y el fraude

Corrupción, continuidad o alternancia

El otro Michoacán

Morelia, entre la inseguridad y el blof

México, país de feminicidas

Remesas, ¿el mantra de un desarrollo fallido?

Desaparecidos, desplazados y deportados

Abuso de poder

La era Trump: frivolidad y dureza

Pueblos indígenas: pobreza, delincuencia, inseguridad

Mentes aviesas

Neoliberalismo o populismo

Irresponsables

Mando Único, campañas electorales, modelo educativo, mujeres

Retóricas perturbadoras

Movilidad social, salarios y desigualdades

Guerra antiinmigrante

El colapso de un modelo económico y la zanahoria migrante

Patetismo gubernamental y circo mediático

El odio como política y la oscuridad como subordinación

Rise up woman

Muros, austeridades y otras nimiedades

Patéticos y vacíos

¿Confianza, unidad?

Retórica migrante y antiinmigrante

Radicales, canonjías, transparencia, guerra esquizofrénica

Pendientes

Trump, presidente

Trump, presidente

Trump, presidente

La elección del miedo

Jodiendo a México

La migración mexicana en las elecciones estadounidenses

CNTE, normalistas, rechazados

Nuestras violencias cotidianas

Corruptos ¿todos?

Propaganda o estrategia

Propaganda o estrategia

El indiscreto encanto del odio y el miedo

La pifia

El colapso neoliberal