Samuel Maldonado B.
REPERCUSIONES
Críticos falsarios y el beneficio de la duda
Martes 19 de Febrero de 2019
A- A A+

A casi tres meses de la protesta como presidente de la República de Andrés Manuel López Obrador, en diferentes medios periodísticos empiezan a aparecer nuevos columnistas, muy críticos por cierto, de las actividades que ha venido realizando el oriundo de Tabasco.

Cabe destacar, y me atrevo asegurar, que por primera vez en la historia del país, no ha habido presidente de México, que diaria y tempranamente desde su toma de protesta, responda directamente a los cuestionamientos de las decenas de periodistas que se presentan a las seis de la mañana, en el salón de Recepciones del Palacio Nacional. Terminada la conferencia matinal, continúa su trabajo, ya visitando municipios y comunidades, reuniéndose con sus secretaros y subalternos, y aún tiene tiempo para visitar comunidades cercanas o alejadas a cientos de kilómetros del centro del país.

¿Alguien recuerda o sabe dónde quedaron los 600 millones de dólares decomisados en una mansión propiedad de un Chino ubicada en las Lomas de Chapultepec?
¿Alguien recuerda o sabe dónde quedaron los 600 millones de dólares decomisados en una mansión propiedad de un Chino ubicada en las Lomas de Chapultepec?
(Foto: Especial)

¿Alguien podría informar de algún otro presidente de la República que haya seguido una conducta como la del general Lázaro Cárdenas del Río, que sin escolta alguno caminaba por todos los rincones del territorio nacional, siempre cuidado por la gente que se acercaba ya para saludarlo, ya para que interviniera en la solución de su problemática local? -¡Nadie que yo recuerde!

Los últimos presidentes elegidos, no por la mayoría nacional, no por el pueblo pueblo, sino por el PRI y el PAN en contubernio, mantuvieron absolutos silencios sexenales que aceptaban como norma la serie de errores administrativos y el saqueo de los recursos económicos, por las mismas camarillas que participaban desgobernando a la República Mexicana, desde luego con sus excepciones como regla.

En los últimos años, ha habido secuelas lamentables, y seguramente que los habitantes de Atenco no olvidan los asesinatos cometidos por el gobierno del Estado de México. ¿Alguien recuerda o sabe dónde quedaron los 600 millones de dólares decomisados en una mansión propiedad de un Chino ubicada en las Lomas de Chapultepec? ¿Se sabe públicamente el gran escándalo de Peñita y La casa Blanca, también en las Lomas? ¿Los antiguos siervos del poder tricolor, de ese poder que asesinara a Luis Donaldo Colosio?, ¿comentaron abiertamente sobre quien o quienes habían o dieron la orden del “mátenlo en Lomas Taurinas”? Ni siquiera se destapó el asunto cuando lo del niño en el Estado de México, supuestamente muerto y encontrado bajo el colchón de su cama.

Esos deshonestos y corruptos periodos administrativos pasados, han avergonzado a los mexicanos en su mayoría, por tener elementos dañinos incrustados en el pasado Poder Ejecutivo, quienes ni siquiera nos brindaban el beneficio de la duda en relación a sus rapacidades cometidas.

Ahora, en tan poco tiempo transcurrido desde la toma presidencia de AMLO , se han trasvertidos de supuestos cultos hombres, en enojados críticos del incipiente periodo presidencial. Una muestra de tan pulcro grupo cuestionador, lo podemos encontrar en las páginas selectas de Milenio; también en algunos diarios de circulación estatal, en esos diarios de circulación que han vivido precisamente de los donativos y aportaciones de los gobiernos que en el país hemos tenido.

¿Estos nuevos escritores políticos y críticos de Andrés Manuel, se han interesado en analizar el porqué de la venta o regalo de las principales industrias nacionales ahora en manos de particulares? En el inicio del gobierno de la República Felipe Calderón, como primer comandante de las fuerzas armadas, visitó Michoacán; curiosamente vestía de soldado, que por cierto, le holgaba la casaca. ¿Se han preguntado el cómo se inició la guerra inesperada contra el crimen organizado, impulsada por Felipe?

Así se inició, en el Estado la guerra y, curiosamente brotaron las bandas que hasta ahora, han asolado al Estado.

A tres meses de iniciado el periodo López Obradorista, démosle a Andrés Manuel, por lo menos, el beneficio de la duda.

Sobre el autor
Samuel Maldonado Bautista Editorialista en La Voz de Michoacán, Buen Día y Cambio de Michoacán. Diputado Federal (1997-2000); Coordinador de Política Interior de la fracción del PRD en la Cámara de Diputados; Vocal Ejecutivo de la Comisión Ejecutiva para el Desarrollo de la Costa Michocana en el gobierno del Estado (2000); Director General del Conalep, Mich. Gob. de Lazaro Cárdenas Batel.
Comentarios
Columnas recientes

¡Mr. Trump...oso!

¡La locura del pelirojo!

¡Al que madruga, Dios lo ayuda!

Cresceré o decresceré

En días no laborables

Fin de una etapa

México ensangrentado, la guerra del petróleo

Que no saben de gobierno

¿Miedo en los expresidentes?

¡Perdón sí, pero castigo también!

El PAN, en el desfiladero

Morelia, ciudad sucia

México y las drogas

La Fiscalía carnal

Críticos falsarios y el beneficio de la duda

¡ Deseducación del estado !

¡ México y el misterio del oro perdido !

Un peligroso payaso

¡Muertos y heridos!

¡Guachicoleros y guachiculeros!

2019 ¡ Feliz año, amor mio!

¡Despacio Andrés Manuel... que vas de prisa¡

¡AMLO NO TIENE DERECHO…

En la antesala del poder

“Reconstrucción o refundición” ¡El perdere¡

De antologías y de analogías

De huracanes 'el más peligroso en el Hemisferio Norte'

Dos tipos de cuidado (Felipón y Chente)

¡Ponen alas en sus pies¡ Los miserables peregrinos

¡En 1988, nace¡ ¿en 2018, lo enterraran?

Para desandar el camino ¡hay tiempo Silvano¡

Los soldados al cuartel y los marinos a la mar

Morelia, Ciudad peligrosa

¡Lo que nos cuesta él que se va!

¡RIP AL PRD! ¿Lo querrán como socio?

!Muerto el rey, viva el rey¡

Don Porfirio

Senadores y diputados... ¡Hay que martillar y burilar o cincelar!

La doctrina Estrada y la mano que mece la cuna

La guerra de las drogas, tan tan o batin tín

El arte de gobernar

Mr. Bad Fake

El profesor Raúl Morón

Lo que sigue no será peor de lo que ha pasado...

Las orejas grandes

De globos de Cantoya y pronósticos boxísticos

Los suspirantes y Porfirio Díaz

¡Mi voto para...!

¡Poderoso caballero...! Rico Mac Pato

¡Una jauría de lobos!

¡Soy una idea!, Lula, dixit

La consigna, todos contra AMLO

En la guerra electoral, Peña nieto se sube al ring

¡Lástima, Enrique!

Debatir o no debatir

¡Los mexicanos somos “mucha cosa”!

El gran dedo electoral

¡Ya huele a muerto!

El derbi presidencial

¡Huy que miedo... ahí vienen los rusos!

De sentimientos y sufrimientos, ¡ser o no ser!

Marichuy

¡Buscando una sombra que los cobije!

¡Sufragio efectivo, no reelección!

¡Feliz año, amor mío!

Andrés Manuel López Obrador, ¡el gallo a vencer!

Muchos para tan poca leche

Collares de flores para los elegidos

Los huachi...uleros del país

¡Más cara que las albóndigas!

El gato y el ratón

Torpeza política, ¿qué necesidad?

¡Aspiran, suspiran y tiemblan!

Desde Tirio hasta Chapingo

Elegía a la muerte

¡Duele México!

México y Corea del Norte

Ingresos e intervencionismo

¡En jamelgos van, lanza en ristre!

¿Quiénes son los asesinos?

¿De presidente a pirata?

¿Lo peor o lo menos malo?

Una peñita manejable

A propósito de puntos

¡Ni fu, ni fa!

¡Larga vida La Jornada!

Los jóvenes: esperanza de la humanidad

Uno grande y el otro enano (mosqueteros y jamelgos)

Los ladrones andan sueltos

La esencia del alacrán

De la OEA o de la DEA

¿Se hunde el PRD, se fortalece el PAN?

Escuchar el ruido del silencio

Fúnebre información

Desvergonzados y desnacionalizados

Dilma, de la cárcel a la Presidencia

¿Por qué y para qué?, sin respuestas

Las orejas muy, pero muy grandes. ¿Cuánto muertos más?

La OEA intervencionista

Solalinde y el padre Concha Malo

De luto nacional

¡Qué pobre tan pobre!

¿Juicio político al presidente?

Días infaustos

¡No nos confundamos!

¡El Hitler renacido!

De torpezas, de muros y de miedos

El corral de la patria

A propósito de huevos

Peñita y don José Narro

¡Feliz 2017, amor mío!

En el último tercio de la corrida

¡Aguas con los militares!

Sensatez que debe escucharse

¿Enemigo público número uno?

De un gigante y un enano

De quemadas e incinerados

De piratas y de cuentos

Ni bueno ni malo, sino todo lo contrario

Minas en Colombia

De diputados a diputaditos

Cambiar para no cambiar, ¿gatopardismo en Michoacán?

¡Y la muerte sigue viva!

¡De Colombia para México!

Gastan la pólvora en infiernitos

De residencias a residencias

¿Se marcha o se retrocede?

Míster Rico McPato o el tiro por la culata

¿Quién es el rey?

¡Los muertos no se olvidan!, 1968

¿Será por eso su rebeldía?

¡Mexicanos primero!

Otro peñasco acertado… en la economía de los mexicanos

Perogrullada

La culpa es de los poderosos

¡Con el mar de fondo, de fracaso en fracaso!

Sorpresa, el reconocimiento de Cambio: Cemeí

Por kilo y por montón, no por libras

Los poderosos y los miserables

¡Habrase visto tal desvergüenza!

¡Diálogo sin imposiciones!

En el infierno económico

¿Acabarán con el país?

Otro paso más y Pemex, al Infierno

¡Ah, miserables!

¿El quemadero lo calcinará?

¡Vergüenza es no denunciarlo!

La desviación conduce al error, ¡hay que escuchar!

Los miserables… de ayer y hoy

O se corrige o al precipicio