Samuel Ponce Morales
La Conspiración
PRI, golpe al estilo castillista
Jueves 15 de Febrero de 2018
A- A A+

Cierto, hay tiempo para tratar de cicatrizar las evidentes heridas que está dejando el proceso interno del PRI en Michoacán para designar a sus candidatos a cargos de elección popular, sobre todo a alcaldes y diputados locales, pero hasta el momento el costo político está siendo muy alto.

Y es que la dirigencia nacional, a cargo de Enrique Ochoa Reza, prácticamente arrolló a la estatal, presidida por Víctor Silva Tejeda, al hacerla a un lado en el proceso interno mencionado y determinando sin explicación de por medio quiénes serán los candidatos, aun sin el perfil adecuado.

Gaudencio Anaya Gudiño
Gaudencio Anaya Gudiño
(Foto: Carmen Hernández )

En una primera jugada centralista se marginó de la candidatura al Senado de la República al propio líder priista en el estado, y tratando que su inesperado relevo, aunque bien posicionado en encuestas partidistas, Antonio Ixtláhuac Orihuela, llevara cómo fórmula a Adriana Hernández Iñiguez.

Sin embargo, la diputada local y líder de la fracción parlamentaria del PRI en el Congreso local optó por no aceptar esa posición, dado que consideraba que por su trabajo político merecía estar en la primera y no en la segunda fórmula rumbo a la Cámara Alta del Congreso de la Unión.

De ahí que arribara como compañera de fórmula del ex alcalde priista Xóchitl Ruiz González, aunque se hizo el esfuerzo para que fuera Ana Brasilia Espino, quien finalmente fue también desechada, una situación que causó los primeros estragos en el Revolucionario Institucional.

Después de lo anterior, aunado a una atrabancada elección de los aspirantes a diputados federales, la dirigencia nacional con más fuerza tomó por asalto el proceso de la designación los candidatos a ediles y legisladores locales, pero con la imposición sin decoro de varios de ellos.

Por eso la rebelión en varios municipios y distritos electorales, por eso la toma de la sede estatal, por eso el inicio del éxodo de militantes, por eso las quejas partidistas y en órganos electorales jurisdiccionales, por eso el desaliento en un porcentaje de priistas, por eso el rumiar.

UMSNH, Caín mató a Abel



Qué paradoja, por sus excesos, como la toma del edificio de Rectoría, el Sindicato Único de Empleados de la Universidad Michoacana (SUEUM) acabó con las intenciones de su sindicato hermano, el Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana (SPUM), de ir a la huelga en la Universidad Michoacana. Caín mató a Abel, reza la parábola religiosa.

Y es que la postura de los trabajadores administrativos de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH) de mantener su ilógica toma de Rectoría provocó que la Junta de Conciliación y Arbitraje no pudiera notificar legal y formalmente a la representación legal universitaria, y eso provocó que una actuaria tomara la decisión de notificar al primero que encontró, es decir, a un intendente de una de las áreas de la máxima casa de estudios del estado, a quien literalmente le dejó un documento tan importante como el emplazamiento a huelga.

Ante la irregularidad, a todas luces visibles, la UMSNH recurrió a la justicia federal, por lo que un juez determinó conceder el incidente de suspensión provisional contra el estallamiento de la huelga, dejando prácticamente en la indefensión al SPUM al no existir un emplazamiento.

El hecho abonará al clima de división interna en el Sindicato de Profesores, donde parte de la dirigencia, presidida por Gaudencio Anaya Gudiño, se ha encargado de meter al SPUM en un laberinto que les repercutirá en su ya de por sí deteriorada imagen.

Nada es lo que parece



Luego de que el Instituto Nacional Electoral (INE) y la Secretaría de Educación en el Estado (SEE) signaran un convenio para hacer uso de las escuelas públicas en las próximas elecciones, el INE debería enfocar esfuerzos para firmar otro acuerdo, pero con la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), para que el 1º de julio dé la visa para la instalación de las casillas electorales…

Conjuro



Más allá de acusaciones mutuas entre los involucrados de la Secretaría de Salud de Michoacán, lo cierto es que la dependencia es más que obesa, sin dejar a un lado que un buen número de empleados y sindicalizados, por decir una mayoría, no cuentan con el perfil para el espacio laboral en el que están…

Sobre el autor
Samuel Ponce Morales Michoacano por residencia, periodista empírico, posee dos premios estatales en crónica y en entrevista; ha sostenido charlas con la escritora Elena Poniatowska, el pintor Alfredo Zalce, el futbolista Diego Maradona, el fotógrafo cubano Alberto Korda, y el comandante sandinista Tomás Borge; ha transitado como reportero en Excelsior y El Universal, así como corresponsal de La Jornada; ha sido jefe de Información, de corresponsales y de multimedia, así como columnista de Cambio de Michoacán...
Comentarios
Columnas recientes

Conago, Michoacán en la mira

Morena, reunión casi imposible

La no guerra al narco

PRI Michoacán, la danza de los 10 millones

PRI Michoacán, llegó la hora

De la ley Bonilla a la del Garrote

Secuelas del encuentro en Palacio de Nacional

Educación, “de la tierra al cielo”

Michoacán, el encuentro presidencial

CEDH, #MissJessica

El patrón de la SSP

En los tiempos de Alfredo Castillo

Alito en Michoacán

El rescate por los bosques

La lucha por la Auditoría

Raúl Morón, al banquillo congresista

La Constitución de Michoacán, a 100 años

Auditoria, los de la terna

Otro golpe a Marco Polo Aguirre

La renuncia de Antonio Soto

AMLO, una sola mención de Michoacán

AMLO, y sigue cabalgando

Las cinco del TEEM

Marco Polo, el cobre

IEM, retos a la vista

Del INE al IEM

El fallido evento constitucionalista

Municipios de talla internacional

Mujeres policías: el arraigo por la familia

Los destapes

Más allá de Raúl Morón

Morena debilita al PRD

Congreso, la altura de un párroco

Observatorios ciudadanos, entre dimes y diretes

La crisis en el periodismo

Última llamada, última llamada...

Los dilemas de ADN

Jesús Reyna, el gran ausente

Morena Michoacán, uno menos

¿Cuidado con los militares?

El prematuro destape

A contra reloj la federalización

Cárdenas como los buenos vinos

La hora del PRI

Un juez a todo dar

Vendetta partidista

Nahuatzen, el deslinde

Nahuatzen, el conflicto de nunca acabar

Contra la madre tierra

Una historia que no contar

Junta de Caminos

Gobernadores en alerta, por las alertas

Y de qué habló con AMLO…

INE dará certeza a la renovación de la dirigencia nacional del PRI

Por un plan Marshall michoacano

Reaparecen priista y expanista

Y, dónde está Fabiola

El privilegio del PES en Michoacán

Los dos alcaldes con poderes

Más allá de la reforma educativa...

CNTE, hasta cuándo…

Pascual Sigala, la despedida

Fiscalía, una sorprendente elección

El adoctrinamiento ¡a niños!

Tercera llamada…

Fuerte mensaje silvanista

De nuevo, en riesgo nómina magisterial

La desigualdad entre la Federación y estados

UMSNH, sin vuelta…

¿Dónde está Jesús Reyna?

El abucheo de la discordia

Congreso, aferramiento ex priista

Reaparece Alfredo Ramírez

Morena, Morena...

STJE, el misterioso magistrado presidente

Michoacán, los penares del PRD, de ADN…

Guardia Nacional

Morena da palos de ciego

ADN se entrega a Morena

El futuro de la Fiscalía en Michoacán

Reforma electoral con perspectiva de género

La cátedra centista

Violencia política de género, sin estadística

El logro presidencial y el desmarque morenista

Casi lista la ley para la Fiscalía

Michoacán, #MissYeidckol

CNTE, primera llamada

Índice de violencia, ¿dónde están los michoacanos?

El empantanamiento

Michoacán, reforma electoral

CNTE, la vie en rose

SEP, el brutal desconocimiento

Más allá de la Contraloría

El zape amlista

«Así se comportó Fausto Vallejo…»

Los sin nombres de Jesús Reyna

Jesús Reyna al ataque

Los gandallas de MORENA

Telebachillerato, nepotismo y privilegios sindicales

La lucha por la fiscalía

“Ya párele con (…) los quemados de Obregón”

CNTE, la venganza política

¿Y si resistiremos el desabasto?

De AMLO a Silvano y viceversa

UMSNH, pinceladas del nuevo rectorado

UMSNH, rompiendo usos y costumbres

AMLO, dos puntos para Michoacán

Libra Michoacán examen policial

Frente antisilvanista

UMSNH, solo uno

UMSNH, dos decenas…

Seguridad: los seis puntos michoacanos

CNTE, contra la espalda y la pared

El diputado ex normalista

AMLO a favor de la federalización

UMSNH, incierto panorama

¿Michoacanos al TEPJF…?

Inició incómodo

¡Cuidado con los indígenas!

Morelia, ¡cuidado con la contaminación!

Ni desafío ni olvido

Silvano, a la orilla de la transición

Nahuatzen, mucho ruido

Morelia, la otra fiscalización

Y, la rebelión congresista

La oscilante ZEE de Lázaro Cárdenas

Morena, los federales

Y, ¿Michoacán?

Resentimiento anticongresista

AMLO, el eventual descobijo de Morena Michoacán

El oro de la discordia

Buenavista, Nahuatzen…

PRI, tarde y mal...

La conspiración

La Conspiración

La Conspiración

La Conspiración

En Michoacán hay 200 presos políticos

La Conspiración

La Conspiración

La Conspiración

Uruapan, el mejor calificado

Los efectos del relevo en Cultura

La conspiración

Indagar al independiente

74 legislatura michoacana

UMSNH, las posturas…

Entre Porfirio Díaz y AMLO

La pugna en el PRI Michoacán

Yeyo, al liderazgo morenista michoacano