Samuel Ponce Morales
La Conspiración
La Conspiración
Viernes 2 de Febrero de 2018
A- A A+

Los actuales diputados federales Daniela de los Santos y Marco Polo Aguirre finalmente decidieron registrarse ambos como precandidatos del PRI a la alcaldía de Morelia.
Y es extraño que hayan tomado esa decisión teniendo en cuenta que pertenecen a un mismo equipo de trabajo, pero también no es extraño si se visualiza como una estrategia política.

El hecho de que se hayan registrado los dos no implica que haya distanciamiento entre ellos y sí un acuerdo para respaldarse mutuamente en caso de que la decisión sea para uno de ellos.

El hecho de que se hayan registrado los dos no implica que haya distanciamiento entre ellos y sí un acuerdo para respaldarse mutuamente en caso de que la decisión sea para uno de ellos.
El hecho de que se hayan registrado los dos no implica que haya distanciamiento entre ellos y sí un acuerdo para respaldarse mutuamente en caso de que la decisión sea para uno de ellos.
(Foto: Especial)



Y es que en la mente de Daniela y de Marco Polo, con base en resultados de las encuestas, no pasa la palabra derrota en esta etapa de la lucha por la candidatura al gobierno de la capital michoacana.
No ven como fuertes opositores ni al ex edil de Tepalcatepec, Guillermo Valencia, ni al empresario Constantino Ortiz, quien han expresado en diversos foros que van hasta donde tope.

Por lo pronto, los legisladores federales, hechura de la cantera del hoy ex priista Fausto Vallejo Figueroa, están en la lucha con escasos negativos, a diferencia de lo que sus seguidores creen.
A ellos, a Daniela y a Marco Polo, se les considera parte del equipo político que hizo en su paso por Michoacán el hoy ex comisionado federal Alfredo Castillo Cervantes.

Y es que en el caso del segundo, en la época castillista fue dirigente del PRI en Michoacán, aunque no por mucho tiempo, llegando a relevarlo el también diputado federal Víctor Silva Tejeda.

La lucha por el Senado



Hasta el momento, de los precandidatos a la Cámara Alta del Congreso de la Unión, todo indica que hay una mayor cohesión y, por ende, entendimiento entre los priistas que entre los perredistas y los morenistas.
Y es que en el PRI, Antonio Ixtláhuac y Xóchitl Ruiz, más allá de la empatía, son prácticamente del mismo grupo político o ambos tienen mucha afinidad con el senador de la República Ascención Orihuela Bárcenas.
Cierto, ahí no hay demasiado qué decir, pues tanto el diputado federal como la congresista local son ya candidatos senatoriales del PRI; es decir, no hay entre ellos diferencias ni pugnas políticas.

Algo diferente a lo anterior pasa en el PRD, donde Carlos Torres y Antonio García, quienes son de grupos internos antagónicos, luchan por una sola candidatura, así que van por todo, por el ahora o casi nunca, pero van.

En Morena pasa como en el PRI, los aspirantes Cristóbal Arias Solís y Blanca Estela Piña Gudiño son virtualmente candidatos al Senado pero enfrentan complicaciones graves que tienen que ver con la operación política.

El primero tiene un equipo más protagónico que operativo y un discurso que deja de ser breve, contundente y actual, y la segunda posee colaboradores de trabajo pero sin idea del quehacer y además su oratoria es tediosamente rijosa.

Nada es lo que parece



1- En la sede del PRI en Michoacán, el empresario Constantino Ortiz García cumplió su palabra y se registró como aspirante a la Presidencia Municipal de Morelia y cuidará que el proceso de selección del candidato sea transparente y, por lo tanto, apegado a las reglas del juego que dicta el marco jurídico correspondiente. Y es que el ex dirigente de los hombres de negocios del estado ha señalado que no negociará sus legítimas aspiraciones.

2- Como en los tiempos descaradamente corporativos, la Asociación de Trabajadores del Estado de Michoacán (ATEM), que conjunta más de una veintena de organizaciones sindicales, a través de su vocero, Javier Maldonado Torres, dio a conocer que en el actual proceso electoral respaldará a la coalición Por Michoacán al Frente, donde se cohesionan cuatro institutos políticos: PRD, PAN, PVEM y MC.

3- “México no se merece los resultados que hoy entrega el PRI, ni tampoco el salto al vacío que representa MorenaM los mexicanos quieren un cambio responsable, inteligente, que no grite, que escuche y que vea la realidad para comenzar a cambiarla: Marko Cortés Mendoza, presidente de la Junta de Coordinación Política, en la apertura del último periodo ordinario de sesiones de la LXIII Legislatura.

Conjuro



Y que la ex perredista Selene Vázquez le ganara al ex perredista Osvaldo Ruiz la candidatura de Morena a la alcaldía de Morelia, o que al final haya un tercero (o tercera) en discordia…

Sobre el autor
Samuel Ponce Morales Michoacano por residencia, periodista empírico, posee dos premios estatales en crónica y en entrevista; ha sostenido charlas con la escritora Elena Poniatowska, el pintor Alfredo Zalce, el futbolista Diego Maradona, el fotógrafo cubano Alberto Korda, y el comandante sandinista Tomás Borge; ha transitado como reportero en Excelsior y El Universal, así como corresponsal de La Jornada; ha sido jefe de Información, de corresponsales y de multimedia, así como columnista de Cambio de Michoacán...
Comentarios
Columnas recientes

Un intento de debate senatorial

Fausto, con todo

Fausto sabe que tendrá que enfrentar una permanente guerra sucia

Lo mío no es necedad de seguir en la política: Fausto Vallejo

“No quiero saber nada del PRI”: Fausto

Maribel, focos rojos intempestivos

CNTE, ni a Zapata

Juntos hubiesen hecho historia

Gobernabilidad, independientes sin lugar

Campañas pálidas

Judicial, el otro poder…

De coaliciones y candidaturas comunes

Vuelta a la hoja del “matón”

¿El Loco Mireles?

Galimatías del PRI en Morelia

Violencia, esa percepción

Viene la guerra sucia

Cemide, sin tregua

¿Y los golpes financieros al crimen?

SPUM, el otro nepotismo

El plantón del IEM

Relevos en el gabinete, sin problemas: Gobernador

Tiripetío, carne de cañón

AMLO, cobijo al viejo PRI

Opera CJNG en Michoacán a través de franquicias

Orden en huertas de aguacate; no contra la producción sí contra del caos: Silvano

Mujeres en la política

Vandalismo partidista

Sobre los diputados chapulines

UMSNH, alerta roja

La perversión de los ex autodefensas

De polos a polos

El cinismo de Pichardo

El dilema del alcalde moreliano

En defensa del alcalde

Alfonso Martínez, arriba

El llamado del aplacado Silvano

Meade en Michoacán

PRD, hasta las de la casa

PRI, golpe al estilo castillista

Quién en la política interior

Marko, actitudes porriles

Independientes, la exclusión

Torres Piña vs García Conejo

Fausto, contracorriente

STJE, el amago sindical

La Conspiración

CNTE, las cifras que dicen más que las marchas

Un Vallejo contra Felipe Calderón

Yankel, el primero

CNTE, la lucha en redes

El Mosh

Un acuerdo incompleto

De Ostula a Paracho

El ocaso de Manuel Guillén

CNTE, métodos obsoletos

Sin vergüenza ante la Copecol

PRI en Michoacán, la lucha interna

“Si no se la comen, se la llevan…”

CNTE, bonos de qué, por qué…

El regreso de Fausto

Michoacán 2017, en finanzas el atorón

PRI, la lucha por Morelia

De Cristóbal a Godoy, pasando por Morón

PRD, la disputa por el Senado

UMSNH y el humo blanco

Morelia independiente

Congreso, reponer proceso

Las claves de la Ley de Seguridad Interior

Seguridad, hablar por hablar…

SPUM, la nomenclatura ataca

UMSNH, auditoría forense

Cabildo de Morelia, bajo la lupa

El reto del IEM, una App funcional

AMLO en tierras michoacanas

Michoacán, nadie con Meade

INE, menos recursos

Relatoría silvanista de un viaje a China

El Balsas, el otro bastión del crimen

STJE, la intromisión del Legislativo

Y nada de aquel martes…

UMSNH, la partidización

Nahuatzen, jugar con fuego

El aspirante presidencial michoacano

Represión elevada al amarillismo

PRI, por la joya de la corona

El STASPE, rehén de la CNTE

PRD, entre la limpia y la purga

Noche de Muertos, tradición y tecnología digital

Rumbo a 2018

Fiscal Anticorrupción, los sin padrinos

La gira en Estados Unidos

Universidades en crisis

El Frente, estocada a Morena y al PRI

Altozano

Protección a periodistas

De las autodefensas de Castillo a los “sicarios” de la Cocotra

¿Por qué a El Colegio de Michoacán?

El segundo hombre

Los cambios en el gabinete

El ABC de las candidaturas independientes

Cocoa, de la noche a la mañana

Descuidos de alcaldes

Ricardo Anaya, un peligro para el Frente

Pasalagua, tambores de guerra

Uriel López, independiente

Crimen en Altozano

Reaparecen los independientes

El manoseado puerto LC

Contra el IIFEEM

Congreso, el inesperado frente

Silvano, a buen entendedor…

IEM, los nuevos perfiles

El mensaje del gobernador

Michoacán, sismo tras sismo

Frente Ciudadano

PGR en el banquillo

La PGR echó a perder la investigación sobre el 15-S

Sin voto no hay dinero

Aborto, a debate

¡Arranca!

Los dreamers

Los acuerdos del IEM

Los cuatro informes

El regreso de Mireles

Hacia el 8 de septiembre

Las 5 sinrazones del SUEUM

SEE, el audio “filtrado”

CNTE, las y el cobarde

Trump, peor que Fox…

UMSNH, toma de nota

SUEUM, nuevo sindicato

A qué fue México al TLCAN

Las diez del informe del independiente

Paliza morenista a “perredistas”

Descuentos al SUEUM

Rafa Márquez, el honor del michoacano

Morelia, ese Yankel

Ese alcalde…

Avanza frente amplio

Ese Congreso…

El FAD en Michoacán

Guerrero y Estado de México, por encima de Michoacán

El inminente réquiem

Un Orihuela en las Islas Fiji

TLC, del pesimismo a la mínima negociación

Silvano, nuevo destape

PRD, la lucha por la dirigencia

El secretario amonestado

Esa CNDH…