Leopoldo Chassin Ramírez
La palabra andante
La opacidad, la madre de los males en la UMSNH
Lunes 29 de Enero de 2018
A- A A+

Por donde usted le busque, finalmente encontrará que los males en la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo tienen su raíz en la opacidad y la falta de rendición de cuentas. ¿Una exageración?

La pérdida de once semanas de clases en el ciclo escolares 2016-2017 y las otras once semanas del ciclo 2017-2018 suman 22 semanas. Durante las suspensiones se perdieron muchos millones de pesos; ¿cuántos?, vaya usted a saber. Habría que preguntar a Transparencia Universitaria. ¿Hay responsables?

Para el mes que viene la UMSNH esta emplazada a huelga por el SUEUM y SPUM por violaciones a los contratos colectivos de trabajo y por aumento salarial.
Para el mes que viene la UMSNH esta emplazada a huelga por el SUEUM y SPUM por violaciones a los contratos colectivos de trabajo y por aumento salarial.
(Foto: Archivo)

El primer periodo de once semanas sin clases se debió a que la autoridad afirmaba que no había cupo para los estudiantes que demandaban ingresar a la UM. Los directores de las diversas facultades confirmaban lo dicho por el rector Medardo Serna. A raíz del conflicto solicité a Transparencia Universitaria una relación histórica de diez años de los estudiantes de nuevo ingreso que se matricularon en las diferentes preparatorias, facultades e institutos. Nunca se entregó tal información. Inténtelo usted, quizá tenga más suerte. Opacidad comprobada.

En el segundo periodo de once semanas sin clases la causa fue la falta de recursos para el pago de salarios de profesores y empleados administrativos, argumentando la autoridad la falta de recursos económicos para ello. Por otro lado, la referida autoridad ha sido señalada por la Auditoría Superior de la Federación y la del estado por irregularidades por más de mil millones de pesos. ¿Se nos informará de dónde salió el recurso para pagar los adeudos con los trabajadores universitarios?, ¿opacidad comprobada?

A cada una de las dependencias de la Universidad Michoacana se les asigna un presupuesto. ¿En qué dependencias se maneja con transparencia el ejercicio de tales recursos?, ¿sabe usted de alguna?, ¿hay algún “portal” de la Michoacana que lo muestre? Opacidad comprobada.

¿En qué sitio de Transparencia Universitaria se puede consultar el número de inmuebles que renta, el monto y quién es el arrendador? Trasciende en los pasillos que hay varios inmuebles propiedad de ex funcionarios, y que las rentas son exorbitantes. ¿Serán chismes mal intencionados? La opacidad es manifiesta.

Sobre los sueldos, sobresueldos y prestaciones de funcionarios universitarios, los medios han difundido que algunos reciben cantidades superiores a los 150 mil pesos. De no ser cierto, se debería evidenciar al difamador. ¿Dónde se transparenta el dinero total que reciben y gastan los funcionarios?

Seguramente si usted le escarba se le ocurrirán más asuntos pendientes de aclarar por Transparencia Universitaria. Opacidad por demostrar.

La autoridad, que se encuentra en el vértice de la pirámide, en diferentes foros expone en forma general el monto de los ingresos de la UM, igualmente informa sobre los egresos, pero... no hay sitio en Transparencia Universitaria donde se pueda conocer con detalle en qué se gastó el dinero. ¿Transparencia?

¿Rendición de cuentas?



La rendición de cuentas es un asunto que las autoridades pasan por alto. Los consejos técnicos de las facultades e institutos generalmente no son informados ni tienen injerencia en el presupuesto que se ejerce en su comunidad. Menos aún en los rubros en los que se gasta, y mucho menos aún son consultados sobre en qué gastarlo. Y muchísimo menos que se le rindan cuentas a los miembros de la comunidad. ¿Algún contra ejemplo?

Los estudiantes, callados...



En el conflicto que dejó sin clases a más de 50 mil estudiantes, a muchos nos sorprendió que la casas para estudiantes como la Coordinadora de Estudiantes en Lucha, las llamadas Casas Espartaco y las independientes, no se haya manifestado al respecto. Sea para reclamar a los profesores en “paro”, a la autoridad universitaria, al gobierno estatal o federal. ¿Será que recibieron “subsidios” silenciadores?

El resto de los estudiantes tampoco se manifestaron, ¿será que las “redes sociales” los han convertido en zombis?

Los profesores, ¿usaron la razón o el sentimiento?



La toma de decisiones de los profesores que no respetaron el “paro” y de los que gradualmente se incorporaron a dar clases, seguramente se vieron trastocados por el sentimiento de culpa, pues al menos mi “concubino” José Juárez, mejor conocido como Palafox (no piense bien, es porque cohabitamos el mismo cubículo) y yo, coincidimos que la decisión tomada careció de razones. Enumero las contradicciones:
1- Haber continuado o retomado las clases durante el “paro de brazos caídos”, a algunos profesores les permitirá terminar los contenidos de su programa de estudios antes que los profesores que no retornamos a clases. Por lo tanto, cuando se reinicien las clases de acuerdo con el nuevo calendario escolar que ya acordó el Consejo Universitario (deberán ser al menos seis semanas para completar las 16 que indica el calendario), los profesores que no acataron el compromiso asumido con el Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana no tendrán clase esas seis semanas. Se recorrió la cobija.

¿Pensaron los profesores que dieron clase lo que implicó para los estudiantes venir a la Universidad por sólo una o algunas clases, no todas? Dinero y tiempo de espera entre clases. Tengo testimonios por escrito de estudiantes que por una clase gastaban 50 pesos diarios y casi cuatro horas en el transporte para recibir una sola clase. Finalmente los estudiantes deberán seguir viniendo a sus cursos que no hayan concluido y seguirán gastando sin razón.

¿Asistieron cotidianamente los estudiantes matriculados en sus cursos?, ¿a los que no asistieron los aprobarán-reprobarán?, ¿les repondrán las clases?, ¿hubo aprovechamiento? Preguntando a profesores que prosiguieron dando cursos, admitían que no hubo asistencia regular de sus alumnos. ¿Y qué harán?

2- Contradicciones éticas. La mayoría de los profesores sentimos el deber ético de asistir a clase y quizá ese fue el sentimiento por el que algunos continuaron dando clase, pero...

Existe una contradicción ética para los profesores que estamos sindicalizados. Por un lado, nos comprometimos a respetar el estatuto, los acuerdos del SPUM, los emanados del Congreso y del Consejo General; el acuerdo fue continuar con el “paro”. Si no estoy dispuesto a respetar pues renuncio, y ya. ¿Congruencia ética?

3- Aun a sabiendas de que la Auditoría Superior de la Federación y del estado han hecho observaciones a la autoridad universitaria por el mal uso de más de mil millones de pesos, no exigimos que se aclare su destino. ¿Por qué no vamos a la raíz del problema?

¿Huelga?



Para el mes que viene la UMSNH está emplazada a huelga por el SUEUM y SPUM por violaciones a los contratos colectivos de trabajo y por aumento salarial. ¿Cómo negociar aumento a los salarios o las prestaciones si la autoridad tautológicamente nos dice que no hay dinero? Para saber si hablan con la verdad y con razón, nos debe transparentar con lujo de detalle los ingresos y egresos, de otra forma la opacidad seguirá reinando en la Universidad Michoacana.

“Lo primero es la transparencia”, de ahí se desprenderá el manejo público del presupuesto y la rendición de cuentas.
Seguro más de uno pensará “¿de cuál fumó el ruco?”.

Sobre el autor
Leopoldo Chassin Ramírez Profesor de medio tiempo de la UMSNH Colaborador de Cambio de Michoacán desde 1997 Inconforme social Simpatizante zapatista desde 1994 Utópico empedernido Amante de la tradición
Comentarios
Columnas recientes

¿Arrancarán nuestros sueños?

¿Ganaron sus candidatos?

¿Y cuándo despertemos....? ¿Lo haremos algún día?

¿Sin deudas la Universidad Michoacana con la sociedad?

Unidad en torno a...

Afrenta, ultraje, mancillación al generalísimo y a la Nicolaita

¿Incongruencia y amnesia en el Consejo Universitario?

¿Idiotizada la intelligentsia en la Nicolaita?

La hidra capitalista y el Peje

¿Autismo en el Consejo Universitario de la Universidad Michoacana?

¡Prometer y prometer hasta vencer, después de los vencidos, nada de lo prometido!

Terrorismo en la Universidad Michoacana

¿Día Internacional de la Mujer? Una vacilada del sistema

¿Nuevamente perderemos once semanas de clase en la UMSNH?

¿Miopía en las micro parcelas del conocimiento?

La transparencia y la huelga en la Universidad Michoacana

La opacidad, la madre de los males en la UMSNH

Ya se fregó el ciclo escolar

Marichuy en Michoacán 20, 21 y 22 enero

El trío de tríadas

Cuarentena en la Universidad Michoacana

Un mes sin clases y sin salario en la Michoacana

Cuatro semanas sin clases en la UM

El INE y el big data

Las incongruencias de los gobiernos y Consejo Universitario

¿Hay un guardadito en la Universidad Michoacana?

Los gobernantes ya se van y las deudas se nos quedaran

Los achaques de la cumpleañera centenaria

¡Nunca más un México sin nosotros!

¿Dónde hallo a los nicolaitas?

Ejecutivo y Congreso agreden a la Universidad Michoacana

Primero transparencia, luego reforma universitaria

El maldito poder

¿Podredumbre e indiferencia en la Universidad Michoacana?

No intervención y autodetermonación

El principio de la sinrazón

Vientos y tormentas sobre la Michoacana

La danza de los millones

Obedecer y no mandar

“Izquierda” domesticada

La domesticación en la Universidad Michoacana

Sigue el fast track en la Universidad Michoacana

Los siete principios del CNI

Entre la indiferencia y la impunidad

Ni izquierda ni derecha, de enterrar al capitalismo se trata

La Michoacana vista desde arriba

La Universidad Michoacana hecha pedazos

La transparencia en la Universidad Michoacana

¿Qué universidad requerimos?

¿Reforma Universitaria a ciegas?

Los partidos y el poder

Con el agredido y no con el agresor

¿Enfermita la UMSNH?

Transparencia sin tapujos

¿Consejo Universitario o Santo Oficio?

Ante jubilaciones y pensiones ¡Primero la transparencia!

Una de muros y grietas

¿Agoniza la Universidad Michoacana?

#VibraMéxico, a temblar México

¿De periodistas y periodiqueros?

Nadie sabe para quién trabaja

¿Cuántos más?

¡No te dejes engañar! El responsable: el capitalismo neoliberal

¿Y los ladrones?

Del dicho al hecho, ¿y para cuándo las acciones?

¿Presidenta indígena o presidente ladino?

Las enfermedades en la UMSNH

Ahora vienen por nosotros, los universitarios

10 semanas sin clase en la UMSNH

¿Qué es ser nicolaita?

Desalojo o capitulación en la Michoacana

¿Mano negra en la toma de la UMSNH?

¿Quién tiene cerrada la UMSNH?

Reprobada, la Universidad Michoacana

¿Es mucho pedir?

¿Los querrán hacer capitular por hambre?

¿Habita la transparencia en la Universidad Michoacana?

¿Educación de calidad?

La “ficha” en la Universidad Michoacana

CompArte Morelia

Los con y contra de la Reforma Educativa

Cuidar a la recién nacida

Se les hace bolas el engrudo

Sangre o tregua?

¿Diálogo o monólogo y retórica?

Mesa nacional de diálogo ¡ya!

¿Reforzar o debilitar al dique?

La Reforma Educativa, Televisa-banqueros contra la razón

Diálogo, ¿es mucho pedir?

Nos arrinconan, ¿y?

De subcultura y cultura

Las catástrofes siguen su marcha antinatural

Los sin tierra, trabajo, salud ni educación

¿Usted confiaría en quien viola la Constitución?

¿A quién sirve la Universidad Michoacana?

La corrupción y las mentiras en el Ramal Camelinas

La crispación ante la impunidad

Del yanquis go home al yankis come in

¿Guadañazo a las pensiones y jubilaciones en la Universidad Michoacana?

¿Hay trampa en la huelga de la UMSNH?

¿Cómo resistimos?

Francisco y Enrique, ¿aliados o en disputa?

Y la transparencia, ¿para cuándo?

¿Cerrarán el changarro de la UMSNH?

Silvano y Poncho, ponchados

¿Y por qué somos así?

A 22 años del “¡ya basta!”

¿Buen fin?

La misma gata nomás que revolcada

Escándalos en la Michoacana (Segunda parte)

Escándalos en la UMSNH

Adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona

La barbarie y sus cómplices

Terrorismo de Estado e impunidad

Las promesas y la deuda

¿El arte de la prudencia?

¿Un buen comienzo?

Déficit presupuestal (el desfalco)

Arriba y abajo

¿La UMSNH socialmente responsable?

Nos endeudaron, nos engañaron y se fueron

Y sigue la mata dando, los bancos siguen robando

De arriba, nunca, jamás llegarán la verdad y la justicia. EZLN

Del dicho al hecho hay mucho, mucho trecho

Encuesta de risa de la UMSNH

La hidra capitalista en su apogeo

El mundo al revés

¡Tras el ladrón!

¿La universidad contaminada?

Ganaron la sinrazón, la codicia, la indiferencia…

Con el agredido, no con el agresor

¿Quién prendió el cerillo?

¿Ganó su partido? ¿Perdió su partido?... Organícese, las cosas irán de mal en peor

¿A quiénes sirven los gobiernos y la Universidad Michoacana?

¿Votar? Mejor organizarse

El EZLN. La teoría y la práctica

Luis Villoro y Galeano

¿Y tú qué harás(emos)?

¿La dejaremos morir?

¿Caerás en sus trampas?

Otra travesura del EZLN

La Universidad Michoacana. ¿Laica o confesional?

Las jaurías tras los votos

¿También sin agua?

¿Qué fue de los que fueron de izquierda?

¿Estamos en el abismo?

¿Cómo hemos llegado hasta aquí sin darnos cuenta?

La transparencia y las jubilaciones en la Universidad Michoacana

¿Sólo elecciones? ¿Existen otros caminos?

¿La Universidad Michoacana encadenada?