Viernes 10 de Noviembre de 2017
A- A A+

El martes pasado (7 de noviembre), trabajadores sindicalizados de los tres poderes del estado, en conjunto con trabajadores de la educación, como medida de presión contra el gobierno del estado por problemas en los manejos de los recursos destinados a la Dirección de Pensiones Civiles del Estado, coartaron, por algunas horas, el derecho al libre tránsito de infinidad de morelianos y de personas externas en su paso por la ciudad.

El motivo del presente artículo no es hacer juicio alguno sobre lo justo o injusto de sus demandas, ni mucho menos criticar o defender a ningunos de los involucrados. Creo que es mucho más importante mirar hacia adelante en busca de soluciones que dedicar tiempo de más en la repartición de culpas.

Sindicalizados de los tres Poderes del estado, protestaron contra el gobierno del estado por problemas en los manejos de los recursos destinados a la Dirección de Pensiones Civiles
Sindicalizados de los tres Poderes del estado, protestaron contra el gobierno del estado por problemas en los manejos de los recursos destinados a la Dirección de Pensiones Civiles
(Foto: Héctor Sánchez)



Además estoy seguro de que el 98 por ciento de los manifestantes de este martes tuvieron cierta incomodidad por su accionar en detrimento de terceros ajenos, y que sin duda hubieran preferido estar en sus lugares de trabajo haciendo sus cotidianas labores en favor de la sociedad (porque no olvidemos que son servidores públicos).

El ideal es que los manejos económicos del gobierno del estado respecto a las pensiones, y de cualquier otra índole, sea transparente y regular para que situaciones como las que se vivieron no se vuelvan a repetir. Pero otra alternativa que puede evitarnos que las manifestaciones contra nuestros gobernantes afecten a terceros no involucrados es la construcción de la Ciudad Gobierno.

Ciudad Gobierno es un proyecto ambicioso por el cual se podrían conjuntar físicamente en un amplio y moderno espacio la mayoría de dependencias ejecutivas del estado, e inclusive de los otros dos poderes de la entidad (Legislativo y Judicial), para, entre muchas cosas, facilitar a los gobernados la realización de trámites interdependencias, generar ahorros a largo plazo en renta de inmuebles, agilizar la comunicación interna del gobierno y que además crearía un polo de desarrollo económico en la zona de la capital del estado en que fuera construido.

Obviamente que no estamos ante una idea nueva, por años ha sido acariciada, pero la difícil viabilidad financiera y la falta de visión de los gobernantes en turno no han permitido sentar las bases para lo que pudiera ser un gran proyecto transexenal (lo que significa que quien lo inicie no se llevará la estrellita en la frente por su conclusión, y así para qué).

Un ejemplo similar, de menores dimensiones pero no menos importante, lo vi planteado hace algunos años, en la elección estatal de 2011 para ser precisos, por el candidato del PRI a la Presidencia Municipal de Tacámbaro, Valentín Rodríguez, quien proponía la construcción del Centro Administrativo Municipal, el cual concentraría todas las dependencias municipales y contaría con espacios para renta a dependencias federales y estatales, así como espacios comerciales, para generar mayores ingresos para el municipio; detonando además el crecimiento de una zona de la cabecera municipal. El pueblo escogió a un locuaz que no concluyó el trienio, con amplios señalamientos de corrupción, y este proyecto, que pudo ser ejemplo estatal, quedó sólo en una excelente idea.

En fin, retomando el tema estatal, quiero pensar que de concretarse un proyecto de esta envergadura, en caso de que sectores sociales o sindicales desearan manifestar su rechazo a alguna política pública o exigir el cumplimiento de algún derecho ante el gobierno estatal, sus manifestaciones y tomas serían en la Ciudad Gobierno, porque de lo contario podríamos pensar que, en sus luchas, por justas que sean, nos consideran rehenes momentáneos.

Otrosí: Senadores de la República. Medalla Belisario Domínguez para el escritor, luchador por los derechos de la comunidad LGBTT y divulgador científico Luis González de Alba, y equidad de género en sus designaciones.

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Es cuestión estética no cromosómica

Corrupción derivada

El juicio de la historia

Vuelvo a preguntar

Bebeto y Romario

De desconcentraciones y cosas parecidas

De reo a gobernante

Quinto partido a la vista

Hablemos del mundial

Pacto por la mujer

Día Mundial de la Libertad de Prensa

Limpiaparabrisas

La Fontaine

Arte y libertad

Los tres alegres compadres

Azorín y la eubolia

El culto a la ley

México en la piel (cuento corto)

México en la piel

México en la piel

Lupe Valdez

Javier Marín, distinguido uruapense.

Soñemos

El desgaste del poder

Hasta luego

Movernos en un esquema

Dos doctores y un licenciado

Candidatos priistas de pura cepa

La UMSNH, centenaria y enferma

Frente religioso

Ciudad Gobierno

Equidad de género e impartición de justicia

El culpable: Díaz Ordaz

Llamémosles sin partido

Henning Mankell

¿Y la ley general de justicia cívica apá?

“Si”, de Rudyard Kipling

El top ten del Frente “Ciudadano” por México

#NoalFiscalPresidenciable

¿Presidencialismo o parlamentarismo?

Meade y Manlio

Maldita percepción

El póker de ases de Peña

La edad del presidente

El “socavón” michoacano

Yo quería escribir del clima…

AMLO y el cantinero

¿Por qué no hemos ganado una Copa del Mundo?

Una generación de “ruptura” que no llega

¿Eres progresista y liberal?

Silvano emulando a Peña

Voto obligatorio

Murat presidente

Tres apuntes de la elección del Estado de México

Michoacán y el Índice de Competitividad Estatal 2016

Migrantes diputados

Un Macron mexicano

Los delfines, entre humanidad y raja política

El discurso de la honestidad

Veytia y la corresponsabilidad de las ratificaciones

Se buscan mejores políticos

Engañando con la verdad

De Juárez a Colosio

Lenin Moreno, un ser excepcional

Prisión y temple

Reducción de salario por enfermedad: posverdad

Dos ilustres e ilustrados michoacanos

Turismo político

Divide y vencerás

En el centenario de nuestra Carta Magna

Movilidad

Inminente reducción del Congreso de la Unión

Los políticos, la fábula

Por una reducción del IEPS a gasolinas

Postverdad

Política ficción

Rebelión

Día Internacional contra la Corrupción

Fidel

Deudas públicas estatales

El sueño americano

Trump presidente

Descarríos de la izquierda y la derecha en México

Los polémicos Nobel

Nuevo sistema de justicia laboral

Marcelo Ebrard, un hombre con estrella

Marcelo Ebrard, un hombre con estrella

Los ex priistas

Informes, ¿boato o rendición de cuentas?

¿Discriminar es pecado?

Los pluris

El deporte olímpico mexicano