Samuel Ponce Morales
La Conspiración
Guerrero y Estado de México, por encima de Michoacán
Miércoles 2 de Agosto de 2017
A- A A+

El Estado de México y Guerrero lideran la violencia en el país, de acuerdo con el más reciente informe del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) en materia de incidencia de homicidios dolosos, el cual revela que el primer semestre de 2017 registró el mayor número de asesinatos ocurrido en el mismo periodo de los últimos once años, con un total de doce mil 155 casos.

Guerrero se posiciona como el estado con más crímenes ocurridos entre enero y junio de este año con mil 161 casos, seguido del Estado de México, que tiene mil 26.

Mario Armando Mendoza
Mario Armando Mendoza
(Foto: Cambio de Michoacán)

En tercera posición se encuentra Baja California (922 homicidios dolosos), seguido de Chihuahua (793), Veracruz (790), Sinaloa (747) y Jalisco (621).

En el caso de Michoacán, entidad que en años pasados ocupó los primeros lugares en incidencia de homicidios, hoy se ubica en el octavo lugar con 614 casos ocurridos en el primer semestre de 2017.

Fuentes del gobierno indicaron que si bien la tarea no está acabada, hoy Michoacán va por la ruta correcta para recuperar espacios que antes estaban en manos del crimen organizado y con ello restarles capacidad operativa, económica y de fuego a los delincuentes.

Destacaron que estas acciones, enmarcadas en un trabajo coordinado con los tres niveles de gobierno, han permitido abatir la incidencia de delitos de alto impacto como el secuestro, la extorsión y el homicidio.

De acuerdo con el Sistema Nacional de Seguridad Pública, la cifra de doce mil 155 homicidios dolosos en el primer semestre es la más alta que se tenga registrada en el mismo lapso durante los últimos once años.
Incluso supera la incidencia de casos que se registró cada primer semestre durante el sexenio de Felipe Calderón, periodo marcado por la llamada “guerra contra el narcotráfico” que desplegó el panista en el territorio nacional.

El primer semestre más violento en el sexenio de Calderón fue el de 2011, cuando se registraron once mil 504 homicidios dolosos, seguido de 2010, con diez mil 128 casos.

Según un comunicado de ella misma (sic), para la regidora Claudia Lázaro Medina, la reciente modificación al Programa Anual de Inversión (PAI) 2017 se encuentra plagada de irregularidades; sin embargo no sostiene su dicho con argumentos.

Bla, bla, bla…



1- Dice que “carece de transparencia en la designación”, pero no en cuál etapa del proceso o en toda, menos en qué consiste…

2- Que son “unos cuantos amigos del gobierno independiente beneficiados”, sólo que no establece ni cuántos ni nombres.

3- Que “quién elaboró el documento sólo pensó en jugosos negocios y tratos y no en Morelia ni en los morelianos”, igual no aterriza tampoco nombre alguno.

4- Habla de que “se tenga respeto a la ciudadanía que no se chupa el dedo y tiene conocimiento de que los recursos del pueblo han sido y seguirán siendo mal administrados (sic)”, no, no hay un caso ilustrado.
5- Pondera que “se aprobó una planeación que beneficia a empresas amigas de servidores públicos independientes”, lo mismo, sin nombres.

6- Trata de establecer que “a dos años de la actual administración municipal, ha sido evidente la actuación convenenciera del Secretario de Efectividad e Innovación Gubernamental, Antonio Plaza Urbina”, aunque sin mayores datos.

7- Al final llama al “presidente Martínez Alcázar para que ponga un alto a los abusos de autoridad del secretario de Efectividad e Innovación Gubernamental, Antonio Plaza Urbina”.

Claro, claro, a todos los ciudadanos nos gustaría conocer no sólo acusaciones fundamentadas de irregularidades en el gobierno independiente de Morelia, pero también nos gustaría que se vaya más allá y sean denunciadas, en su caso, hasta el Ministerio Público, pero sólo hablar de generalidades sin sustento, confunde, más si hay una perversidad política.

Sin embargo, seguramente la regidora de corte priista tiene las pruebas de sus decires, y en su momento las hará (y las haremos) públicas.

Nada es lo que parece



“Las comisiones de Justicia y Gobernación al Sistema Estatal serán garantes de que cada una de las convocatorias emitidas por las comisiones estén apegadas a derecho, sean transparentes y públicas, así como que la elección de quienes integren este sistema sean los mejores perfiles”: Mario Armando Mendoza Guzmán, uno de los congresistas locales encargados de llevar a buen fin el marco jurídico del Sistema Estatal Anticorrupción, así como la designación de los magistrados integrantes del Tribunal de Justicia Administrativa, al igual que del Comité Ciudadano que será el responsable de seleccionar al fiscal Anticorrupción.

Conjuro



Por lo pronto, el propio líder del PRD en Michoacán, Carlos Torres Piña, descartó a su compañero partidista Silvano Aureoles Conejo como candidato del Frente Amplio Democrático (FAD).

Sobre el autor
Samuel Ponce Morales Michoacano por residencia, periodista empírico, posee dos premios estatales en crónica y en entrevista; ha sostenido charlas con la escritora Elena Poniatowska, el pintor Alfredo Zalce, el futbolista Diego Maradona, el fotógrafo cubano Alberto Korda, y el comandante sandinista Tomás Borge; ha transitado como reportero en Excelsior y El Universal, así como corresponsal de La Jornada; ha sido jefe de Información, de corresponsales y de multimedia, así como columnista de Cambio de Michoacán...
Comentarios
Columnas recientes

Yeyo, al liderazgo morenista michoacano

Morena, por todas las canicas

El misterio moronista

Y, le faltó reelegirse

El tambalear de la zona económica

Rebelión en la Costa Sierra michoacana

PARES, mujeres congresistas

Encesta Michoacán y desafía a EU

El juego por el fiscal general

Morelia, el temor con Morón

Catapulta

TEEM, tiempo, tiempo…

La lucha de Cherán en letras

La prisa de los diputados locales

PRI, más que el PRD…

Morena, los ante precandidatos

AMLO, líneas gubernamentales

UMSNH, elecciones 2018

De trompetas y Trump-Etillas

Taretan

El debate anunciado

Morena, candidato de armas

Nurio, tambores de guerra

El perverso orgullo morenista

El polémico Morelos post mortem

PT, ¿jugando con fuego?

Candidatos, renuncias y sustituciones

La Nahuatzen se incendia

Mesa de Gobernabilidad, dos puntos, dos…

UMSNH, secuelas

ZEE de LC, otro mundo

Comunidad modelo

Los candidatos pendientes…

Meade, oxígeno puro

Tras los incendiarios…

Rumbo a las campañas locales

Plurinominales, tambores de guerra

Paridad de género, una relación tortuosa…

Candidatos, el juego de la Auditoría

El ladrón que dejó de ser perredista

PRD, escupir para arriba

Salud, escupir hacia arriba

Un intento de debate senatorial

Fausto, con todo

Fausto sabe que tendrá que enfrentar una permanente guerra sucia

Lo mío no es necedad de seguir en la política: Fausto Vallejo

“No quiero saber nada del PRI”: Fausto

Maribel, focos rojos intempestivos

CNTE, ni a Zapata

Juntos hubiesen hecho historia

Gobernabilidad, independientes sin lugar

Campañas pálidas

Judicial, el otro poder…

De coaliciones y candidaturas comunes

Vuelta a la hoja del “matón”

¿El Loco Mireles?

Galimatías del PRI en Morelia

Violencia, esa percepción

Viene la guerra sucia

Cemide, sin tregua

¿Y los golpes financieros al crimen?

SPUM, el otro nepotismo

El plantón del IEM

Relevos en el gabinete, sin problemas: Gobernador

Tiripetío, carne de cañón

AMLO, cobijo al viejo PRI

Opera CJNG en Michoacán a través de franquicias

Orden en huertas de aguacate; no contra la producción sí contra del caos: Silvano

Mujeres en la política

Vandalismo partidista

Sobre los diputados chapulines

UMSNH, alerta roja

La perversión de los ex autodefensas

De polos a polos

El cinismo de Pichardo

El dilema del alcalde moreliano

En defensa del alcalde

Alfonso Martínez, arriba

El llamado del aplacado Silvano

Meade en Michoacán

PRD, hasta las de la casa

PRI, golpe al estilo castillista

Quién en la política interior

Marko, actitudes porriles

Independientes, la exclusión

Torres Piña vs García Conejo

Fausto, contracorriente

STJE, el amago sindical

La Conspiración

CNTE, las cifras que dicen más que las marchas

Un Vallejo contra Felipe Calderón

Yankel, el primero

CNTE, la lucha en redes

El Mosh

Un acuerdo incompleto

De Ostula a Paracho

El ocaso de Manuel Guillén

CNTE, métodos obsoletos

Sin vergüenza ante la Copecol

PRI en Michoacán, la lucha interna

“Si no se la comen, se la llevan…”

CNTE, bonos de qué, por qué…

El regreso de Fausto

Michoacán 2017, en finanzas el atorón

PRI, la lucha por Morelia

De Cristóbal a Godoy, pasando por Morón

PRD, la disputa por el Senado

UMSNH y el humo blanco

Morelia independiente

Congreso, reponer proceso

Las claves de la Ley de Seguridad Interior

Seguridad, hablar por hablar…

SPUM, la nomenclatura ataca

UMSNH, auditoría forense

Cabildo de Morelia, bajo la lupa

El reto del IEM, una App funcional

AMLO en tierras michoacanas

Michoacán, nadie con Meade

INE, menos recursos

Relatoría silvanista de un viaje a China

El Balsas, el otro bastión del crimen

STJE, la intromisión del Legislativo

Y nada de aquel martes…

UMSNH, la partidización

Nahuatzen, jugar con fuego

El aspirante presidencial michoacano

Represión elevada al amarillismo

PRI, por la joya de la corona

El STASPE, rehén de la CNTE

PRD, entre la limpia y la purga

Noche de Muertos, tradición y tecnología digital

Rumbo a 2018

Fiscal Anticorrupción, los sin padrinos

La gira en Estados Unidos

Universidades en crisis

El Frente, estocada a Morena y al PRI

Altozano

Protección a periodistas

De las autodefensas de Castillo a los “sicarios” de la Cocotra

¿Por qué a El Colegio de Michoacán?

El segundo hombre

Los cambios en el gabinete

El ABC de las candidaturas independientes

Cocoa, de la noche a la mañana

Descuidos de alcaldes

Ricardo Anaya, un peligro para el Frente

Pasalagua, tambores de guerra

Uriel López, independiente

Crimen en Altozano

Reaparecen los independientes