Juan Pérez Medina
Los trabajadores ante los contratos de protección: una muestra
Martes 25 de Julio de 2017
A- A A+

En el ámbito laboral se le denomina “contrato de protección” al Contrato Colectivo de Trabajo que celebra por una parte el patrón de empresa y, por otra, un sindicato, con el contubernio de las autoridades de las juntas locales o federales de Conciliación y Arbitraje, siempre a espaldas de los trabajadores y para beneficio de los que en él intervienen. Generalmente el sindicato que firma el contrato de protección es inexistente en términos reales o pertenece a alguna central sindical charra como la CTM, la COR o la CROC. Son entes que se dedican a legalizar contratos laborales de protección por una cuota económica que el patrón entrega cada mes a cambio de protección para sus negocios o empresa o a cambio del control de sus trabajadores.

Hill Arturo del Río Ramírez, presidente de la Junta de Conciliación y Arbitraje
Hill Arturo del Río Ramírez, presidente de la Junta de Conciliación y Arbitraje
(Foto: Especial)

Los empleados por lo general no conocen el sindicato de la empresa donde trabajan no saben el nombre de su dirigente y, en ocasiones, incluso no saben que existe un sindicato. Son organizaciones sindicales “blancas” que el patrón ha conformado para evitar que los trabajadores se sindicalicen o quieran hacerlo. Los “contratos de protección se dan gracias a la existencia de una red de complicidades entre dirigentes sindicales, autoridades laborales y patrones, que permite a estos últimos la discrecionalidad en las relaciones laborales con sus trabajadores o la inexistencia de ellas. De acuerdo con datos del informe titulado “Los contratos colectivos de protección patronal en México”, editado por Organización Friedrich Ebert, en nuestro país los contratos de protección son mayoría. Estos contratos están sustentados en sindicatos inexistentes, blancos, pro patronales, controlados por una verdadera mafia de pseudodirigentes sindicales que se dedican a convenir con el patrón las condiciones de pactar el depósito de un contrato laboral empresarial. De acuerdo con Graciela Bensusán, académica de la UAM-Xochimilco, existen despachos laborales que llegan a controlar más de mil 200 contratos de protección, lo que les ha garantizado el manejo dispendioso y desaseado de las relaciones con las autoridades laborales en una red de corrupción e impunidad.

¿Cómo se llega a crear un sindicato fantasma o “blanco” que firme un contrato de protección? fácil: la ley establece que para hacerlo se necesita que dos o tres personas pueden demandar a una empresa la celebración de un contrato colectivo, lo difícil es que los trabajadores logren invalidar tal alevosía, pues no existen normas que hagan que ello ocurra. Siguiendo los hallazgos de Bensusán, de acuerdo con la cínica opinión de destacados representantes patronales “se compra protección a través de una cuota que se paga a los líderes a cambio de no tener problemas con éstos ni con los trabajadores”. Es como pagar una cuota a cambio de no tener sindicato.

Eso fue lo que hizo el doctor Gaudencio Anaya Sánchez, dirigente del Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (SPUM), ante la intención de las trabajadoras de la guardería de esa agrupación sindical de crear un sindicato legalmente reconocido que les permitiera conservar y acrecentar sus condiciones de trabajo, salariales y asistenciales, que se han visto disminuidas de manera permanente en los últimos años (este año por ejemplo no han tenido incremento salarial). Gaudencio asumió la misma actitud de muchos de los patrones del país y, bajo el cobijo, el consejo y la alevosa actuación de Hill Arturo del Río Ramírez, presidente de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, han utilizado todos los recursos y artimañas para evitar que 40 trabajadores, en su mayoría mujeres, se organicen. Como vil patrón arremetió contra ellos declarando que en esa guardería no podía haber un sindicato. Pronto la ley le negó la razón pues en segunda instancia, el Tribunal federal concedió el amparo a las trabajadoras en contra de la negativa del maniobrero presidente de la Junta. Una vez que el dirigente del SPUM, convertido en déspota patrón (cito), se vio superado, cambió su estrategia y se dispuso a firmar un contrato de protección con un sindicato fantasma de un pseudodirigente que los trabajadores no conocen y nunca han visto. ¿Cómo puede un ausente representar los intereses de los trabajadores que no lo han nombrado para ello? En franca acción de esquirolaje, el “digno representante de los derechos sindicales de los trabajadores del SPUM” depositó en la Junta Local de Conciliación y Arbitraje el contrato laboral de protección a nombre del Sindicato de Trabajadores en Tiendas Departamentales, Restaurantes, Industrias y Servicios, Similares y Conexos del Estado de Michoacán CTM, cuyo dirigente se desconoce pero que dejaba al verdadero sindicato sin posibilidades de negociar y defender los intereses de sus representados.

Pero no todo acaba ahí: Gaudencio Anaya Sánchez, alias La Güera Alcaine, adelantándose a los acontecimientos, ni parco ni perezoso se presentó días después personalmente a la guardería para despedir a las dirigentes del recién creado Sindicato de Trabajadores de la Guardería del SPUM. Así fue como en una semana, del 12 al 14 de julio, fueron despedidas María Leticia Valentín Morales, secretaria del Interior, con catorce años de antigüedad; Judith Selene Maciel Méndez, secretaria de Actas y Acuerdos, con cinco años de antigüedad; Sandra Bernarda Rodríguez Rosales, secretaria del Trabajo, con trece años de antigüedad; Catalina Rosas Romero, secretaria de Finanzas, con catorce años de antigüedad, y Flor Ivette Carrión Ballesteros, secretaria general, con catorce años de antigüedad, bajo el argumento de que “influyen en sus compañeras para mal, afectan el funcionamiento de la guardería y por consiguiente están afectando la integridad de los niños”, dañando con ello la trayectoria limpia de las trabajadoras despedidas, quienes nuca han tenido una queja en su contra, ni siquiera verbal, en los años que tienen desempeñándose en la guardería. El despido obedece a una estrategia que pretende desalentar a los trabajadores del centro en su intención de concretar la creación de su organización sindical, dejando a los que se quedan sin dirección y bajo la amenaza de continuar con los despidos. Por otro lado, lo anterior permite que de la mano de la junta logren evitar el recuento sobre la titularidad del contrato que la ley establece, y si se llegara a dar, estar preparado para imponer una mayoría que dese hoy está tratando de crear con el despido de las dirigentes sindicales. Todo ello de la mano del presidente de la Junta, Hill Arturo del Río. Está visto que como reza la voz popular “perro no come perro”, pero en este caso sindicalista sí come sindicalista, pues mientras por un lado el Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana (SPUM) dice defender a los trabajadores de las injusticias que comete el patrón, por otro lado, el dirigente del propio sindicato, Gaudencio Anaya Sánchez, se dedica a violentar los derechos laborales de los trabajadores quitándoles su fuente de ingresos, a pesar de que algunas de las empleadas despedidas tienen más de diez años de servicio. El líder del Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana (SPUM), Gaudencio Anaya Sánchez, en unos días ha sufrido una increíble transformación que emula al personaje de la novela de Robert L. Stevenson El extraño caso del doctor Jekyll y el señor Hyde, pues como atinadamente lo afirmara el periodista Jorge Vílchiz, ha trasmutado de ser un “dirigente débil y gris a un agresivo y autoritario patrón”.

Por otra parte, esta sola acción, condenable e indigna, debería ser argumento suficiente para que Hill Arturo del Río sea cesado como presidente de la Junta de Conciliación y Arbitraje del estado, pues es muy evidente que no sólo actúa como juez, sino que también lo hace como parte interesada en contra de los trabajadores del Sindicato de la Guardería del SPUM y, por tanto, es responsable, con todas sus letras, de los injustificados despidos de las cinco trabajadoras dirigentes del mismo.

Es menester que los trabajadores dignos del SPUM reaccionen y actúen condenando este grave hecho que empaña la vida sindical del sindicato y lo convierte en un gremio canalla. Las organizaciones sindicales deberían voltear la vista hacia esta flagrante injusticia y solidarizarse con los trabajadores en lucha de la guardería, asumiendo las palabras de El Che, quien dijera que “si usted es capaz de temblar de indignación cada vez que se comete una injusticia en el mundo, somos compañeros", para exigir que se reinstale a las sindicalistas despedidas, se anule el actual contrato de protección adjudicado al sindicato fantasma de la CTM y se reconozca el sindicato que representa la compañera Flor Ivette Carrión Ballesteros como lo que es: el verdadero representante de los trabajadores de ese centro de trabajo. Abajo la salvaje asonada del patrón (cito) Gaudencio Anaya Sánchez, fuera Hill Arturo del Río de la Presidencia de la JLCA e inmediata reinstalación de las trabajadoras despedidas. Abajo la burda maniobra de querer imponer a los verdaderos trabajadores un contrato de protección patronal y un sindicato blanco. ¡Viva la lucha de los trabajadores del mundo!

Sobre el autor
Comentarios
Columnas recientes

Organización popular, plataforma y acción política para enfrentar la actual coyuntura política

Cómo derrotar al régimen y no morir en el intento

Cómo derrotar al régimen y no morir en el intento

Llámenme Mike

Hill Arturo del Río, Gaudencio y sus sindicatos venales de protección

Morena en su laberinto

Los trabajadores ante los contratos de protección: una muestra

¿Por qué la urgente defensa de la FECSM?

¿Y después del día de mañana?

La imposición que viene en 2018 y las vías para evitarla

Por la construcción de un nuevo sujeto político de cambio de los trabajadores

Por la construcción de la unidad política de los trabajadores

El cambio que se necesita

La inviabilidad del capital

El Nuevo Modelo Educativo

El nuevo modelo educativo

El nuevo modelo educativo

A deslegitimar el consenso neoliberal en México

8 de marzo, Día Internacional de la Mujer

Contra los embates del gobierno neoliberal, la urgente organización popular

La manifestación de la contra

Por un nuevo constituyente y una nueva Constitución

A fortalecer la lucha ciudadana y popular en contra del gasolinazo

La insurgencia contra el hartazgo es la lucha por la vida misma

¿Por qué los adultos no respetan los derechos de los niños?

De aviadores y otras criaturas partidistas

Fidel visto por otros

La urgente y necesaria unidad sindical

¿Hasta dónde somos capaces de aguantar?

La encrucijada

Los males del neoliberalismo en la UMSNH

El derecho a exigir justicia y vida digna

En 2017, como siempre los sacrificados serán los trabajadores

Las preguntas sobre los hechos de Ayotzinapa

Lo que sigue

¿De qué independencia estamos hablando?

¡Barbarie capitalista de este siglo!

Las nuevas dimensiones de la lucha

La imposibilidad y complejidad de la construcción de una propuesta consensuada

Lo inviable del modelo neoliberal

Sin novedad en el frente

Los mártires de Nochixtlán

¡El sargento Nuño debe renunciar!, ¡Peña Nieto asesino!

Ante la indolencia del gobierno, la organización y la movilización

Y sin embargo se mueven

¿Cómo prepararse para estallar el paro de labores el 15 de mayo próximo?

La soberbia y el despilfarro que le pagamos al señor gobernador

Los trabajadores ante la conmemoración del 1º de mayo

Paro nacional y represión gubernamental: gobierno vs CNTE.

El Consejo de Participación Empresarial en la educación de Silvano

¡Zapata vive! ¡La lucha sigue!

Una historia de amor y traición: La Expropiación Petrolera

Los grupos y el protagonismo de la base en la Sección XVIII del SNTE-CNTE

La huelga del SPUM

El Séptimo Congreso Seccional de Bases

Lo que sigue para el magisterio

Un necesario balance a las seis tareas del proyecto político sindical de la Sección XVIII

El Estado laico, el gobierno de Michoacán y la visita papal

La construcción del sujeto histórico en la Sección XVIII del SNTE

Reflexiones iniciales hacia el nuevo congreso sindical de magisterio democrático

Augurios

El discreto encanto de la burguesía local

Las circunstancias actuales y la renovación en la Sección XVIII del SNTE

El fracaso del gobierno en la evaluación del domingo negro

El Congreso Estatal de Morena

El gobierno de izquierda en Michoacán

El flamante gobierno michoacano del “orden y progreso”

Una nueva etapa en la resistencia de los maestros contra la Reforma Educativa

Morena se renueva

Las enseñanzas de las manifestaciones del 26 de septiembre

A 50 años del asalto al Cuartel Madera

15 de septiembre, ¿qué festejamos?

El derecho social y humano a la educación y la toma de la UMSNH

30 de agosto: Día del Detenido-Desaparecido

El camino de concreción de la evaluación docente emanada de la Ley General del SPD

La verdadera oposición que necesitamos

A 120 años de la muerte de Federico Engels, el padre del proletariado mundial

¡No podrán!

Un gobierno que no pasa la evaluación de su desempeño es el gobierno del ignorante Peña Nieto

El magisterio michoacano no dejará pasar la evaluación para la permanencia

La Reforma Educativa, la acción opositora de la CNTE y los imponderables

Todo sigue igual

Silvano, el verdadero candidato del PRI

Incongruencias

8 de marzo, Día Internacional de la Mujer

Para qué aprender en la escuela: concientización o productivismo

En la elección que viene: Morena vs los partidos firmantes del “Pacto contra México”

El Programa de Escuelas de Tiempo Completo: Una reivindicación del magisterio estatal

Escuela Licenciado Juan Ortiz Murillo: El coctel

Las elecciones de 2015 en la entidad

¡Vamos por el cambio, vamos con Morena!

Las razones de mi registro a Morena y los argumentos del CEN para negarlo

En el 2015 los ciudadanos con Morena vamos a construir el cambio verdadero

El que termina, un mal año para los trabajadores de la SEE

Las elecciones del 2015 en Michoacán y las expectativas del campo popular

El Segundo Informe

El país que somos (parte 1)

El derecho social a decidir y las perversiones de la Suprema Corte de (in) Justicia de la Nación

Juan Pérez Medina

El narcoestado y la descomposición social y humana en México

¿Las preguntas sobre los hechos de Ayotzinapa?

¿Elecciones en Michoacán?

En honor a los caídos en Ciudad Madera, Chihuahua, el 23 de septiembre de 1965

¿De qué tipo de fervor patrio estamos hablando?

El año de la evaluación, el año que estamos en peligro

El Estado en quiebra

¡El regreso a clases!

Germán Martínez, el despreciable estúpido y los panistas de la Vela Perpetua

Corrupción en el gobierno y su clase económica ¿Cuál de ellos cerrará la puerta?

Confesos el diputado Ernesto Núñez y el edil Juan Carlos Campos: ladrones, corruptos y cínicos que deberían estar en la cárcel

La contrarreforma energética: regresa 74 años después el petróleo a sus antiguos dueños

2015: El festín electoral que viene

Relevos en SEE, vaticinios de una encrucijada con más de lo mismo

AMLO, el político opositor más importante de México

Fausto: el gobernador que nunca fue

Mentirosos Primero: La manipulación de la conciencia

Fin al abuso, otra vertiente de la estrategia en contra de los maestros

Los trabajadores de la educación vs la LGSPD: miedo, incertidumbre y soledad

Entre el temor, la incertidumbre y la soledad: los trabajadores ante la implementación de la Reforma

Día del Maestro: la precarización sin precedente de la labor del maestro

El robo de las aportaciones pensionarias de los trabajadores de la educación por parte del gobierno del estado

La situación de los trabajadores en 2014 peor que 1886

Día del Niño: entre la pobreza, la marginación y la violencia

Por siempre Gabriel García Márquez

La catástrofe capitalista michoacana

La crisis capitalista: sin salida

Golpes exportados

Venezuela está pariendo revolución

La acción tutorial en educación a través de la historia

Inventario de JEP

2014, otro año que estaremos en peligro

La tragedia de México

¡Malditos!

Desmitifiquemos los dichos sobre la evaluación

Los descuentos que no fueron

La certificación de las escuelas

Morena, la esperanza de México

La autonomía escolar y la escuela empresa

La unidad que necesitamos, a la unidad que todos apelamos y a la que pocos contribuimos

Frente contra reformas de EPN

El Frente Nacional de Lucha en contra del gobierno de EPN y las reformas estructurales

La grandeza de Morelos

Carta a un maestro mexicano en lucha

La nueva etapa de la lucha de los maestros

La naturaleza imperial y asesina de los Estados Unidos

La Expropiación Petrolera

¡Una lección de dignidad para los ensoberbecidos del PRIAN!

Hacia el frente de la izquierda michoacana

Las alternativas de evaluación en el aula que permitan desmitificar las concepciones de evaluación

Llamado a reencauzar la izquierda en Michoacán