Samuel Ponce Morales
La Conspiración
PRD y los Barbosa
Viernes 10 de Marzo de 2017
A- A A+

Luego de declarar abiertamente su apoyo a Andrés Manuel López Obrador en la carrera hacia 2018, el poblano Luis Miguel Gerónimo Barbosa Huerta fue finalmente destituido como coordinador de los senadores del PRD, arreciando la disputa interna en el sol azteca y, también, acelerando la definición de sus cuadros.

Y en Michoacán no es la excepción, pues es público el activismo de figuras como el diputado federal Fidel Calderón Torreblanca, el diputado local Juan Pablo Puebla Arévalo y la senadora Iris Vianey Mendoza.
Puebla Arévalo, al igual que Barbosa, acabó renunciando esta semana a la coordinación de la bancada del PRD en el Congreso local argumentando que el destape del gobernador Silvano Aureoles Conejo como aspirante a la candidatura presidencial había acelerado los tiempos políticos y las definiciones.

El poblano Luis Miguel Gerónimo Barbosa Huerta fue finalmente destituido como coordinador de los senadores del PRD
El poblano Luis Miguel Gerónimo Barbosa Huerta fue finalmente destituido como coordinador de los senadores del PRD
(Foto: Disse)


Y puede ser que no esté tan errado, pero también es cierto que la del diputado por el Distrito de Zacapu era una renuncia anunciada desde el momento en que decidió sumarse a la causa de otro partido político, como lo es Morena, aunque sin renunciar al PRD, así como por su ausencia en temas de agenda primaria en el gobierno del estado, como lo fue el de la reestructura que se aprobó la semana pasada y que ante la inacción legislativa estuvo más de dos meses prácticamente congelada.

Puebla Arévalo era una posición del Frente Amplio Progresista, la corriente que encabeza Calderón Torreblanca, quien a su vez obtuvo la diputación plurinominal en los acuerdos políticos al interior del PRD, construidos desde del proceso electoral local de 2015.

También lo es la posición que hoy tiene la diputada Nalleli Pedraza, quien llegó por la vía directa al Congreso del Estado pese a los perredistas que la impugnaron debido al proceso penal que enfrenta su esposo Arquímides Oseguera, detenido en 2014 cuando era presidente municipal de Lázaro Cárdenas, acusado de cobrar cuotas a empresarios y reportar las ganancias a Servando Gómez Martínez, alias La Tuta, entonces líder del grupo criminal Los Caballeros Templarios.

También en la ciudad de Lázaro Cárdenas, pero en la mañana del 27 de junio de 2013, personal del céntrico Hotel Casa Blanca reportó que uno de sus huéspedes se encontraba escandalizando y causando daños en las puertas contiguas a la recepción.

Al llegar los elementos policiacos, el hombre los recibió con sendas credenciales que lo acreditaban como secretario de Organización del Comité Directivo Estatal del PRD y como secretario técnico en el Congreso del Estado. Era Juan Pablo Puebla Arévalo.

Pese a sus cartas de presentación, el hoy legislador fue esposado y subido a una patrulla que lo condujo a Barandilla para, sólo unos momentos después, ser dejado en libertad.

Un día después del arresto Puebla Arévalo ofreció una disculpa pública y aseguró que no volvería a generar otro escándalo similar. Evidentemente no se refería a los de tipo político.

En el caso de Iris Vianey Mendoza, fue evidente su distanciamiento con la cúpula perredista de Michoacán después de que su hermano, Manuel El Meño Mendoza, perdiera en 2015 la elección como candidato a presidente municipal de Apatzingán.

El enfriamiento se agudizó cuando, en 2014, la ex secretaria de los Jóvenes en el sexenio de Leonel Godoy Rangel (2008-2012) fuera acusada de haber facilitado el ingreso a la Cámara de Senadores de una comitiva encabezada por el empresario Tito Fernández para dialogar con un grupo de parlamentarios.

La también senadora por el PAN, Luisa María Calderón Hinojosa, señaló que en dicha comitiva había personajes que habían sido vinculados con los Templarios y eso obligó a Mendoza a pedir licencia al cargo para dar paso a una investigación de la Procuraduría General de la República (PGR) y después pudo reintegrarse a su trabajo legislativo.

Iris Vianey reapareció públicamente en la capital michoacana en enero pasado, en una concentración que López Obrador tuvo en el Centro de Morelia para presentar el “Acuerdo político por la unidad, la prosperidad y el renacimiento de México”. La senadora se mostró portando una bandera de Morena y un pañuelo con el emblema del PRD.

Lo que dice el sol azteca



Por cierto, por ninguna parte los estatutos del PRD contemplan la expulsión de militantes que manifiesten su apoyo a otro partido político o a sus liderazgos mientras no haya procesos electorales en curso.

El artículo 14 establece puntualmente que las personas afiliadas al partido podrán perder su carácter de miembros del partido solamente por las siguientes causales:

a) Por participar en procesos electorales constitucionales de cualquier ámbito como precandidato o candidato por otro partido distinto al Partido de la Revolución Democrática.
b) Por ser condenado mediante una resolución de carácter penal y que implique la suspensión de los derechos políticos.


c) Por ser condenado por actos de corrupción mediante resolución definitiva en un proceso penal o en un proceso administrativo mediante resolución en la cual se imponga una sanción de carácter administrativo.

d) Por haber participado en actos de violencia.

Nada es lo que parece



A lo largo de su historia política, México ha sido gobernado por seis michoacanos: Agustín de Iturbide (1822-1823), Anastacio Bustamante (1837-1839 y 1839-1841), Juan Nepomuceno (1864), Pascual Ortiz Rubio (1930-1932), Lázaro Cárdenas del Río (1934-1940) y Felipe Calderón Hinojosa (2006-2012).

Conjuro



“Coincido total y absolutamente con la necesidad de que Morelia cuente con su propio cuerpo de seguridad municipal”: Oswaldo Ruiz, regidor, ex perredista.

Sobre el autor
Samuel Ponce Morales Michoacano por residencia, periodista empírico, posee dos premios estatales en crónica y en entrevista; ha sostenido charlas con la escritora Elena Poniatowska, el pintor Alfredo Zalce, el futbolista Diego Maradona, el fotógrafo cubano Alberto Korda, y el comandante sandinista Tomás Borge; ha transitado como reportero en Excelsior y El Universal, así como corresponsal de La Jornada; ha sido jefe de Información, de corresponsales y de multimedia, así como columnista de Cambio de Michoacán...
Comentarios
Columnas recientes

De trompetas y Trump-Etillas

Taretan

El debate anunciado

Morena, candidato de armas

Nurio, tambores de guerra

El perverso orgullo morenista

El polémico Morelos post mortem

PT, ¿jugando con fuego?

Candidatos, renuncias y sustituciones

La Nahuatzen se incendia

Mesa de Gobernabilidad, dos puntos, dos…

UMSNH, secuelas

ZEE de LC, otro mundo

Comunidad modelo

Los candidatos pendientes…

Meade, oxígeno puro

Tras los incendiarios…

Rumbo a las campañas locales

Plurinominales, tambores de guerra

Paridad de género, una relación tortuosa…

Candidatos, el juego de la Auditoría

El ladrón que dejó de ser perredista

PRD, escupir para arriba

Salud, escupir hacia arriba

Un intento de debate senatorial

Fausto, con todo

Fausto sabe que tendrá que enfrentar una permanente guerra sucia

Lo mío no es necedad de seguir en la política: Fausto Vallejo

“No quiero saber nada del PRI”: Fausto

Maribel, focos rojos intempestivos

CNTE, ni a Zapata

Juntos hubiesen hecho historia

Gobernabilidad, independientes sin lugar

Campañas pálidas

Judicial, el otro poder…

De coaliciones y candidaturas comunes

Vuelta a la hoja del “matón”

¿El Loco Mireles?

Galimatías del PRI en Morelia

Violencia, esa percepción

Viene la guerra sucia

Cemide, sin tregua

¿Y los golpes financieros al crimen?

SPUM, el otro nepotismo

El plantón del IEM

Relevos en el gabinete, sin problemas: Gobernador

Tiripetío, carne de cañón

AMLO, cobijo al viejo PRI

Opera CJNG en Michoacán a través de franquicias

Orden en huertas de aguacate; no contra la producción sí contra del caos: Silvano

Mujeres en la política

Vandalismo partidista

Sobre los diputados chapulines

UMSNH, alerta roja

La perversión de los ex autodefensas

De polos a polos

El cinismo de Pichardo

El dilema del alcalde moreliano

En defensa del alcalde

Alfonso Martínez, arriba

El llamado del aplacado Silvano

Meade en Michoacán

PRD, hasta las de la casa

PRI, golpe al estilo castillista

Quién en la política interior

Marko, actitudes porriles

Independientes, la exclusión

Torres Piña vs García Conejo

Fausto, contracorriente

STJE, el amago sindical

La Conspiración

CNTE, las cifras que dicen más que las marchas

Un Vallejo contra Felipe Calderón

Yankel, el primero

CNTE, la lucha en redes

El Mosh

Un acuerdo incompleto

De Ostula a Paracho

El ocaso de Manuel Guillén

CNTE, métodos obsoletos

Sin vergüenza ante la Copecol

PRI en Michoacán, la lucha interna

“Si no se la comen, se la llevan…”

CNTE, bonos de qué, por qué…

El regreso de Fausto

Michoacán 2017, en finanzas el atorón

PRI, la lucha por Morelia

De Cristóbal a Godoy, pasando por Morón

PRD, la disputa por el Senado

UMSNH y el humo blanco

Morelia independiente

Congreso, reponer proceso

Las claves de la Ley de Seguridad Interior

Seguridad, hablar por hablar…

SPUM, la nomenclatura ataca

UMSNH, auditoría forense

Cabildo de Morelia, bajo la lupa

El reto del IEM, una App funcional

AMLO en tierras michoacanas

Michoacán, nadie con Meade

INE, menos recursos

Relatoría silvanista de un viaje a China

El Balsas, el otro bastión del crimen

STJE, la intromisión del Legislativo

Y nada de aquel martes…

UMSNH, la partidización

Nahuatzen, jugar con fuego

El aspirante presidencial michoacano

Represión elevada al amarillismo

PRI, por la joya de la corona

El STASPE, rehén de la CNTE

PRD, entre la limpia y la purga

Noche de Muertos, tradición y tecnología digital

Rumbo a 2018

Fiscal Anticorrupción, los sin padrinos

La gira en Estados Unidos

Universidades en crisis

El Frente, estocada a Morena y al PRI

Altozano

Protección a periodistas

De las autodefensas de Castillo a los “sicarios” de la Cocotra

¿Por qué a El Colegio de Michoacán?

El segundo hombre

Los cambios en el gabinete

El ABC de las candidaturas independientes

Cocoa, de la noche a la mañana

Descuidos de alcaldes

Ricardo Anaya, un peligro para el Frente

Pasalagua, tambores de guerra

Uriel López, independiente

Crimen en Altozano

Reaparecen los independientes

El manoseado puerto LC

Contra el IIFEEM

Congreso, el inesperado frente

Silvano, a buen entendedor…

IEM, los nuevos perfiles

El mensaje del gobernador

Michoacán, sismo tras sismo

Frente Ciudadano

PGR en el banquillo

La PGR echó a perder la investigación sobre el 15-S

Sin voto no hay dinero

Aborto, a debate

¡Arranca!

Los dreamers

Los acuerdos del IEM

Los cuatro informes

El regreso de Mireles

Hacia el 8 de septiembre