Leopoldo Chassin Ramírez
La palabra andante
¿Habita la transparencia en la Universidad Michoacana?
Lunes 5 de Septiembre de 2016
A- A A+

Casa del Estudiante Isacc Arriaga
Casa del Estudiante Isacc Arriaga
(Foto: Cambio de Michoacán)

Los mexicanos que con su trabajo y sus impuestos sostienen la educación, salud y los onerosos salarios de los encumbrados “servidores públicos” tienen, tenemos, el legítimo y legal derecho de conocer el desino que tendrán nuestros dineros. Los que gobiernan están obligados a ello. En este caso, el rector de la UMSNH y el Consejo Universitario deben hacer lo propio.

¿Funciona la Coordinación de Transparencia Universitaria?



En el portal de la Coordinación de Transparencia Universitaria de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo existen 140 solicitudes de información de ciudadanos sobre diferentes asuntos en lo que va del año. Las respuestas, en la columna “Resolución de la información”, la mayoría indica “En trámite”, otras tantas de ¿N/A?, escasas son las indican “Afirmativa”, algunas “Negativa”. ¿Está trabada la transparencia en la institución?

¿Qué interpretación daría usted a la “Negativa” dada por la Coordinación de Transparencia Universitaria a solicitudes que solicitan saber el monto del ingreso que aportaron los estudiantes de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo por concepto de inscripción durante el Ejercicio Fiscal 2010, 2011, 2012, 2013, 2014 y 2015? ¿En la “Negativa” se pretende esconder la ilegalidad que la autoridad comete año con año con miles de estudiantes, violando lo que establece la Constitución del Estado en su artículo 138? La Suprema Corte de Justicia de la Nación dio la razón a los 469 estudiantes que se ampararon ante la ilegal cuota de inscripción. En el presente ciclo 2016-2017 se sigue violando la Constitución pues se sigue cobrando la inscripción en forma “voluntaria”. Vaya necedad.

Otra solicitud “Negativa” a la solicitud de querer conocer el “Informe de presupuesto de ingresos y egresos del Ejercicio Fiscal 2010, 2011, 2012 y 2013”. ¿Qué respuesta imagina que tendría una solicitud que pidiera, por ejemplo, cuánto costó el sistema de “seguridad” que opera y el que se pretende instaurar, incluidas las cámaras, torniquetes, credenciales, perros guardianes, sistemas de control, salarios del personal que lo aplicará?

El asunto de la transparencia se simplificaría sustancialmente si en el sitio de la Coordinación de Transparencia Universitaria apareciera la información común. La sociedad y la comunidad tendrían una idea más clara del en qué se están empleando sus aportaciones “voluntarias”. ¿Algo esconden?

¿Información “top secret?



Quizá el rector, el Consejo Universitario, directores de los diferentes institutos y facultades, conocen algunos de los datos sobre los ingresos, el presupuesto federal, estatal, del Conacyt, proyectos de investigación, dónde inciden, qué problemas estatales o nacionales resuelven. El número de profesores, sus categorías, su horario y horas frente a grupo, sus estímulos al desempeño docente y del Sistema Nacional de Investigadores años de antigüedad. De los empleados, su categoría, su adscripción, su horario del número de estudiantes; de las casas para estudiantes, el número de moradores en cada casa, en qué facultad estudia, estado o municipio del que provienen. La amplísima mayoría de los que conformamos la comunidad universitaria desconocemos esos datos. Darlos a conocer daría a los que nos sostienen y a la comunidad universitaria, una idea de lo que es y hace y podemos hacer por la UMSNH.

Los aspirantes y rechazados



A la fecha quizá sólo algunas de las diversas autoridades sepan cuántos estudiantes hicieron examen de ingreso, a qué facultades, cuántos ingresaron y cuántos fueron rechazados, las calificaciones que obtuvieron en los diferentes exámenes, de dónde egresaron, de dónde provienen, qué criterios se utilizaron para rechazarlos. Por ejemplo, en la Facultad de Ingeniería Eléctrica, en el ciclo 2011-2012, hubo una matrícula de ingreso de más de 500 estudiantes y en el 2015-2016 sólo de 160.

¿Por qué esa caída tan drástica? Según la encuesta “pasillesca”, en el ciclo actual los aceptados son menos de 200. De 500 a 200. No entiendo.

Para evitar las especulaciones y dar paso a la transparencia, la autoridad debe elaborar y dar a conocer diversas estadísticas sobre diferentes aspectos de la UM, pero ahora particularmente en el tema de los rechazados. Cumpliendo cabalmente lo declarado en el manifiesto de la semana pasada.

En la misma página electrónica de la UM se ven dos aparentes incongruencias. Primera: “Consulta de los datos de admisión del ciclo 2016-2017”, donde el interesado para conocer su resultado debe ingresar su número de aspirante. No hay una relación de aceptados. Segunda: “Relación de aceptados en Seguridad Pública y Nodos de Educación a Distancia”, aparece la relación con nombre y apellidos de los aceptados.

Muchos problemas se hubieran evitado si hubiera hecho públicas las listas de aspirantes a cada facultad, ordenadas de acuerdo con las calificaciones, el número de estudiantes que puede recibir, los aciertos o calificación que obtuvo cada estudiante de acuerdo con su número de ficha protegiendo con ello su confidencialidad, cosa que no es congruente y no se cumple en la “Consulta de…” y “Relación de aceptados…”.

Nacionalmente, en algunas instituciones publican los resultados de aceptados, inclusive se dan a conocer en diarios de circulación nacional. La Universidad Autónoma Metropolitana así lo hace.

El Consejo Universitario publicó la semana pasada un “Posicionamiento del H Consejo Universitario ante la situación de ocupación ilegal de instalaciones”, en el que en el punto 3 dice: “En un ejercicio de responsabilidad y pertinencia social, la UMSNH ha dado muestra contundente de ‘seriedad y madurez a través de la transparencia’ para dar certeza a la sociedad sobre las diferentes fases de su proceso de admisión 2016-2017”. ¿Incongruencia?

¿Salida o confrontación?



El anuncio del rector de que a raíz de la “toma” de las instalaciones de la UM tomará dos acciones: la primera, pide a los profesores realizar sus actividades académicas en lugares alternos como La Soterraña, San José, Planetario, hospitales, clínicas. La propuesta es ilegal pues violenta el Contrato Colectivo de Trabajo del Sindicato de Profesores. La medida es unilateral, no se ha consultado con los profesores y el SPUM. ¿Alguien ha visto al SPUM?

La segunda. Suspender el subsidio alimentario a las casas para estudiante de la Coordinadora de Universitarios en Lucha.

El arte de la prudencia, de Baltasar Gracián, y Elogio a la locura, de Erasmo de Róterdam, ambos libros hablan sobre la virtud que ahora escasea en los que dirigen al mundo. ¡Sea por bien de la Universidad y el mundo!

Sobre el autor
Leopoldo Chassin Ramírez Profesor de medio tiempo de la UMSNH Colaborador de Cambio de Michoacán desde 1997 Inconforme social Simpatizante zapatista desde 1994 Utópico empedernido Amante de la tradición
Comentarios
Columnas recientes

A desglosar la “transparencia” en la Universidad Michoacana

La palabra andante

Los olvidados de siempre

¿Sabios irresponsables?

NAICM: ¿Consulta sin haber escuchado a los afectados?

AMLO y los pueblos originarios

¿Habría corrupción si existiera la transparencia?

Hay de gobiernos a gobiernos

La burocracia dorada, la austeridad republicana y la UMSNH

Los 50 proyectos de AMLO

¿Arrancarán nuestros sueños?

¿Ganaron sus candidatos?

¿Y cuándo despertemos....? ¿Lo haremos algún día?

¿Sin deudas la Universidad Michoacana con la sociedad?

Unidad en torno a...

Afrenta, ultraje, mancillación al generalísimo y a la Nicolaita

¿Incongruencia y amnesia en el Consejo Universitario?

¿Idiotizada la intelligentsia en la Nicolaita?

La hidra capitalista y el Peje

¿Autismo en el Consejo Universitario de la Universidad Michoacana?

¡Prometer y prometer hasta vencer, después de los vencidos, nada de lo prometido!

Terrorismo en la Universidad Michoacana

¿Día Internacional de la Mujer? Una vacilada del sistema

¿Nuevamente perderemos once semanas de clase en la UMSNH?

¿Miopía en las micro parcelas del conocimiento?

La transparencia y la huelga en la Universidad Michoacana

La opacidad, la madre de los males en la UMSNH

Ya se fregó el ciclo escolar

Marichuy en Michoacán 20, 21 y 22 enero

El trío de tríadas

Cuarentena en la Universidad Michoacana

Un mes sin clases y sin salario en la Michoacana

Cuatro semanas sin clases en la UM

El INE y el big data

Las incongruencias de los gobiernos y Consejo Universitario

¿Hay un guardadito en la Universidad Michoacana?

Los gobernantes ya se van y las deudas se nos quedaran

Los achaques de la cumpleañera centenaria

¡Nunca más un México sin nosotros!

¿Dónde hallo a los nicolaitas?

Ejecutivo y Congreso agreden a la Universidad Michoacana

Primero transparencia, luego reforma universitaria

El maldito poder

¿Podredumbre e indiferencia en la Universidad Michoacana?

No intervención y autodetermonación

El principio de la sinrazón

Vientos y tormentas sobre la Michoacana

La danza de los millones

Obedecer y no mandar

“Izquierda” domesticada

La domesticación en la Universidad Michoacana

Sigue el fast track en la Universidad Michoacana

Los siete principios del CNI

Entre la indiferencia y la impunidad

Ni izquierda ni derecha, de enterrar al capitalismo se trata

La Michoacana vista desde arriba

La Universidad Michoacana hecha pedazos

La transparencia en la Universidad Michoacana

¿Qué universidad requerimos?

¿Reforma Universitaria a ciegas?

Los partidos y el poder

Con el agredido y no con el agresor

¿Enfermita la UMSNH?

Transparencia sin tapujos

¿Consejo Universitario o Santo Oficio?

Ante jubilaciones y pensiones ¡Primero la transparencia!

Una de muros y grietas

¿Agoniza la Universidad Michoacana?

#VibraMéxico, a temblar México

¿De periodistas y periodiqueros?

Nadie sabe para quién trabaja

¿Cuántos más?

¡No te dejes engañar! El responsable: el capitalismo neoliberal

¿Y los ladrones?

Del dicho al hecho, ¿y para cuándo las acciones?

¿Presidenta indígena o presidente ladino?

Las enfermedades en la UMSNH

Ahora vienen por nosotros, los universitarios

10 semanas sin clase en la UMSNH

¿Qué es ser nicolaita?

Desalojo o capitulación en la Michoacana

¿Mano negra en la toma de la UMSNH?

¿Quién tiene cerrada la UMSNH?

Reprobada, la Universidad Michoacana

¿Es mucho pedir?

¿Los querrán hacer capitular por hambre?

¿Habita la transparencia en la Universidad Michoacana?

¿Educación de calidad?

La “ficha” en la Universidad Michoacana

CompArte Morelia

Los con y contra de la Reforma Educativa

Cuidar a la recién nacida

Se les hace bolas el engrudo

Sangre o tregua?

¿Diálogo o monólogo y retórica?

Mesa nacional de diálogo ¡ya!

¿Reforzar o debilitar al dique?

La Reforma Educativa, Televisa-banqueros contra la razón

Diálogo, ¿es mucho pedir?

Nos arrinconan, ¿y?

De subcultura y cultura

Las catástrofes siguen su marcha antinatural

Los sin tierra, trabajo, salud ni educación

¿Usted confiaría en quien viola la Constitución?

¿A quién sirve la Universidad Michoacana?

La corrupción y las mentiras en el Ramal Camelinas

La crispación ante la impunidad

Del yanquis go home al yankis come in

¿Guadañazo a las pensiones y jubilaciones en la Universidad Michoacana?

¿Hay trampa en la huelga de la UMSNH?

¿Cómo resistimos?

Francisco y Enrique, ¿aliados o en disputa?

Y la transparencia, ¿para cuándo?

¿Cerrarán el changarro de la UMSNH?

Silvano y Poncho, ponchados

¿Y por qué somos así?

A 22 años del “¡ya basta!”

¿Buen fin?

La misma gata nomás que revolcada

Escándalos en la Michoacana (Segunda parte)

Escándalos en la UMSNH

Adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona

La barbarie y sus cómplices

Terrorismo de Estado e impunidad

Las promesas y la deuda

¿El arte de la prudencia?

¿Un buen comienzo?

Déficit presupuestal (el desfalco)

Arriba y abajo

¿La UMSNH socialmente responsable?

Nos endeudaron, nos engañaron y se fueron

Y sigue la mata dando, los bancos siguen robando

De arriba, nunca, jamás llegarán la verdad y la justicia. EZLN

Del dicho al hecho hay mucho, mucho trecho

Encuesta de risa de la UMSNH

La hidra capitalista en su apogeo

El mundo al revés

¡Tras el ladrón!

¿La universidad contaminada?

Ganaron la sinrazón, la codicia, la indiferencia…

Con el agredido, no con el agresor

¿Quién prendió el cerillo?

¿Ganó su partido? ¿Perdió su partido?... Organícese, las cosas irán de mal en peor

¿A quiénes sirven los gobiernos y la Universidad Michoacana?

¿Votar? Mejor organizarse

El EZLN. La teoría y la práctica

Luis Villoro y Galeano

¿Y tú qué harás(emos)?

¿La dejaremos morir?

¿Caerás en sus trampas?