Gilberto Vivanco González
Vivilladas
Gobierno federal… Desconfianza total
Jueves 16 de Julio de 2015
A- A A+

Para que no haya enfado o predisposición vamos a puntualizar que no hablaremos en específico de la multicitada fuga de El Chapo Guzmán, que ha sido tocada en todos los sentidos y en todos los medios, aunque desde luego consideramos que habrá nuevas noticias, críticas y reflexiones porque el tema no está concluido, sobre todo después de la comparecencia en el Senado de los responsables de la seguridad pública nacional; no será el tema a tratar porque creemos que en el fondo de todo este enredo existe una preocupación mayor que el escape del mayor capo de la actualidad, nos referimos a la falta de credibilidad en el gobierno federal y en general en las instituciones gubernamentales, cualquiera que sea.
Las explicaciones oficiales de los hechos, acciones, proyectos y expectativas del país, por desgracia, no se toman como son, o al menos como deben ser, reales e institucionales. Cualquier situación que se maneja por parte de las autoridades en turno, de inmediato se pone en duda y existe un esquema general de absoluta desconfianza y esta posición o sensación no es culpa de nadie más que de los diversos personajes que han tenido responsabilidades de gobierno en cualquier dependencia, ya que en diversas ocasiones se ha comprobado que manipulan a su antojo y conveniencia las informaciones que proporcionan a la sociedad. Uno de los rubros más sensibles al respecto es precisamente el de seguridad pública y de ahí en adelante nos vamos a la cuestión política y financiera, sin dejar de lado que la esfera que envuelve todo este enjuague es la corrupción, fenómeno que no sólo impacta en el interior del país, sino que representa una práctica que, al igual que el sombrero y el tequila, nos simboliza en el extranjero.
Un gobierno serio, formal y auténticamente emanado de un proceso democrático tendría, en principio, calidad moral y en segundo el total respaldo de la población que espera cambios positivos reflejados en el diario vivir; pero al no ser así, cunde la duda por doquier y en cualquier terreno, máxime cuando las acciones que para ellos o para los grandes grupos de la élite son extraordinarios, vienen a sacudir la tranquilidad ciudadana, ya que sería tonto y hasta ridículo que si hay cambios, reformas, acciones que sean del beneficio colectivo tengan que despreciarse; aunque para ser claros, cuando es así, que son pocas ocasiones, tampoco se confía en ellos.
Mucho que ha influido en el enfoque planteado son las malas decisiones y los negativos manejos que se han tenido en cuanto a la procuración de justicia y en la aplicación de los recursos; han existido montajes, engaños y manipulación en casos donde la ley no requiere interpretaciones, sino precisiones; se han realizado obras magnas donde saltan a la luz pública un conjunto de irregularidades que dan al traste con la confianza popular, y se han realizado reformas que de alguna manera tienen sesgos peligrosos para organizaciones o sindicatos que en lugar de estar tranquilos los meten a la dinámica de la preocupación y la zozobra lo que, al reaccionar defensivamente en contra de las disposiciones oficiales, provoca agitación social y con ello el quiebre de negocios y comercios, y la proyección al exterior de un país en continua convulsión que no ofrece el mensaje de tranquilidad y prosperidad que inversionistas extranjeros requieren para asentar sus empresas en este país; si a esto sumamos la fiebre de la inseguridad, donde los cárteles de la droga, ahora por demás diversificados en su accionar, además de violentos, tienen la voz cantante, ya podemos imaginar el escenario tan complicado que les espera, tanto a los posibles inversionistas como a los turistas que desean conocer las múltiples bondades que nos cobijan y que por supuesto no hemos aprovechado.
O sea que la falta de credibilidad en el gobierno y sus acciones no sólo impactan en el interior sino en el exterior, por lo tanto a nadie debe extrañar que México siga manteniéndose alejado del auténtico desarrollo y progreso en los diferentes campos de la vida nacional, una vida nacional que proyecta mensajes nada gratos al extranjero. Los grandes logros y reconocimientos que se han tenido en otros países, en Francia por mencionar alguno, lo interpretan los mexicanos, más bien, como una especie de pago de favores por la política aplicada y por la economía entreguista caracterizada en especial por Peña Nieto, quien por cierto recibe reconocimientos hasta universitarios, cuando existen decenas de investigadores y catedráticos con una gran trayectoria y que no son premiados por sus logros o alcances pero que tienen que observar cómo las palmas y los reflectores se las lleva un mandatario que ha dado muestras de incapacidad, de ignorancia y de insensibilidad ante los problemas de su pueblo.
Si Peña Nieto desea enderezar la nave que parece perdida puede iniciar haciendo ajustes a su gabinete en áreas tan susceptibles como lo son Gobernación, Economía, Salud, Educación y Desarrollo Social, por mencionar algunas, sólo así pudiera en lo posible rescatar un poco de credibilidad, modificaciones que no sólo debieran ser de personas sino de planes y proyectos; es decir, buscar un impulso social replanteando su visión de gobierno, aunque para ser honestos este planteamiento es pedirle peras al olmo por muchas condiciones, ya que los intereses de grupo, así como de acuerdos y compromisos internacionales no le dan libertad para hacer un cambio estructural de grandes dimensiones.
Lo que es un hecho, con vista a los próximos comicios presidenciales es que en la antesala de los mismos hará y difundirá a través de los medios de comunicación que son sus más grandes aliados, una serie de eventos para amortiguar las condiciones del país y calmará las aguas donde estén más revueltas. Le apostará, como siempre, a la poca memoria de los mexicanos, a la pobreza y a la ignorancia de gran parte de la población para manipular su percepción y buscar perpetuar al PRI de nuevo en el poder; en pocas palabras buscarán por todos los medios, con todas las estrategias permitidas y no permitidas que uno de sus cuates logre sentarse de nuevo en la silla presidencial porque a decir verdad, con todo el aparato de seguridad con el cual se maneja, con la tranquilidad de su futuro resuelto y con el descaro auténtico de un político que conoce lo corrupto del sistema, es muy probable que cualquier remiendo le alcance para lograr sus intereses, intereses que desde luego no serán los del pueblo en general; así que ni rescatará la confianza de los mexicanos, ni actuará en favor de ellos, y en cambio sí alcanzará sus propósitos viviendo como autentico jeque de la Península Arábiga. No nos hagamos ilusiones. Nuestro pesimismo no es producto de Vivilladas… es producto de la realidad. Al buen entendedor, pocas palabras y al mal entendedor… reconocimiento en la Sorbona de París.

Sobre el autor
Nació en Zinapécuaro Michoacán (1961) Profesor de Educación primaria (E.N.V.F.); Licenciado en Ciencias Naturales (E.N.S.M.); Maestría en Investigación Educativa y Docencia Superior (IMCED). Excatedrático y exdirector de la Normal Rural de Tiripetío; Ex director y excatedrático de la Escuela Normal Urbana Federal, catedrático del IMCED. Diplomado en Administración de Escuelas Superiores (IPN)
Comentarios
Columnas recientes

Buen Fin, cuidado con las trampas

Finanzas en Michoacán, auténtico laberinto

Día de Muertos, Michoacán con vida

El show de los independientes presidenciables

Sección XVIII del SNTE, descaro sindical

Abuso de la tecnología

José Ma. Morelos, un aniversario más

Las lecciones son del pueblo

Los auténticos gritos de Independencia

Dreamers… sueños truncados

La lluvia

La ENUF y las Normales

Silvano Aureoles en Zinapécuaro

Presidencia y el frente nacional

Reclamos por telefonía celular

Morelia, bache eterno

Estacionamientos en comercios, ¿por qué pagar?

Gasolineras, asalto a manguera armada

Transporte urbano en Morelia, peligro sobre ruedas

El circo de las investigaciones

¡Alto a la represión y manipulación!

Política y sociedad

Estado de Mexico, el día “D”

Sigue el engaño a maestros estatales

Periodismo… riesgo latente

Los bomberos en el olvido

Cierre del Centro Histórico

Niños de la calle

Javier Duarte… Flor del racimo

Días santos, días para reflexionar

Estados Unidos y un presidente de izquierda

Cárdenas y Juárez, ¡ignorados!

El PRI, ¿redimido y redentor?

ENUF, XXVIII Coloquio de Actualización Docente

Silvano presidenciable, a nadie extraña

Bonos pendientes, juego perverso

Niños con cáncer

México unido, ¿contra quién?

Locura en preinscripciones

Llega Trump, a temblar

México en ebullición

¡Feliz Día de Reyes… y gasolinazos también!

La Navidad y su auténtico significado

Redes sociales reflejo cultural

Villas del Pedregal, peligro latente

¿Piso parejo en la carrera presidencial?

Buen Fin, el bueno sería este

Hillary y Trump frente a frente

Festival de Cine de Morelia, prestigio michoacano

¡Payasos al ataque!

La corrupción carcome a México

Transporte público, peligro latente

Dólar por lo cielos

Silvano Aureoles, cobijo político

Grito de Independencia… entre festejo y decepción

¿Quién salvará al PRD?

Juan Gabriel, reflejo de lo social

Morelia independiente, pago de Predial con amenazas

No me río de Janeiro

Precios al alza, Peña Nieto a la baja

Terrorismo que daña el mundo

SEP-SNTE, diálogo teatral

PRD Nacional, en crisis

A maestros, descuentos al azar

Elecciones, golpe a Peña Nieto y al priismo

¡Siguen demeritando lucha magisterial!

Gobierno sin apertura, ¡gobierno totalitario!

Feliz Día del despido… perdón, del Maestro

¿PRD en crisis?, ¡claro que sí!

El trabajo colaborativo en la escuela

Morelia, bache tras bache

Michoacán y Silvano, preocupados

Adolescencia y embarazo

¡La felicidad!

Morelia… Movilidad vehicular electrónica-digital

Guerra de encuestas… inicia manipulación

Nueva dirigencia estatal de la CNTE

Visita papal: Religión, política y negocio

Visita papal: Religión, política y negocio

¿Quieren destruir a la CNTE en Michoacán?

Recursos naturales, en bandeja de plata

Ya basta de El Chapo y Kate

Días gélidos, más fríos para los pobres

Año Nuevo con esperanza… y gobiernos que la matan

Delincuencia, azote permanente

Servicio urbano en Morelia…a medias

Riesgos y muertes de adolescentes por embarazo

Ahora, ¿privatizarán la cultura?

Inquietud en las escuelas Normales

La Secretaría de Educación descuenta a verdaderos trabajadores

Delincuencia común en Morelia, ¡como espuma!

Normalistas, mesura y prudencia

Silvano, promesas contra realidad

Los derechos humanos

Mexicanos Primero, ¡de nuevo a la carga!

Importancia de la prevención civil

¡Viva la dependencia nacional!

Renovados ayuntamientos, renovadas ilusiones

Sociedad actual y adicción

Inicio del ciclo escolar, en duda

Periodismo…peligro latente

El tren, la historia de “siempre serás”

Violencia familiar en el mundo contemporáneo

Gobierno federal… Desconfianza total

Silvano… ¡A cumplir!

Elecciones: de lo imaginario a la realidad

Los Portales de Morelia

Momentos decisivos

ENUF, Medalla Michoacán al Mérito Docente

Trampas electorales

“La enseñanza de las ciencias en crisis”

El pueblo está olvidado

Compra del voto electoral… sociedad que pierde

Las encuestas políticas… ¿Una farsa?

ENUF… ¡Benemérita y Centenaria!

Asentamientos irregulares… reflejo de la realidad

Primaria Juan Ortiz Murillo… Violencia injustificada

Sergio Román Marín… Adiós a un gran comunicador

Gubernatura… todos, en pos de ella

Dignificar la enfermería, humano y necesario

Año Nuevo, nuevas ilusiones

Wilfrido Lázaro… Crítico y proyectivo

20 de noviembre… Sin festejo tradicional

Demanda justa… Exigencia extralimitada

Caso Ayotzinapa, arman el ajedrez

Día de Muertos… Ventana de Michoacán

Michoacán, ¿un paraíso frustrado?

La mujer en la sociedad mexicana

Ayotzinapa… ¿Más terror sobre el terror?

Silvano Aureoles… Más fuerte que nunca

Futbol… Grupo Salinas, el culpable

Niños migrantes… Niños sin futuro

Videoescándalos… ¿Investigación judicial o desquite criminal?

Morelia… palomita para sus jardines

Salud comunitaria… prioridad social

Doctor Mireles y la desconfianza en el gobierno

Poder Ciudadano… Alza la voz

Chequeo médico, normal… cuestión política, suspicaz

Bullying… reflejo social

Museo 11 S… Entre homenaje y mercantilismo

¿Feliz Día del Maestro?

Turismo en Michoacán, a la baja

Día del Trabajo… Festejo limitado

Ser autodefensa… ya es un peligro

Viernes Santo… Inesperado

Gobierno rico… pueblo pobre

Violencia en el futbol mexicano

Delito en Tesorería… Punta de la madeja

ENUF, XXV Coloquio… Encrucijada ante la Reforma Educativa

Escuela Segura… Mucho más que revisión de mochilas